Weekly News

Batista castiga el silencio de Leo Messi

2 de agosto de 2008.

Rodeado de miembros de seguridad y con un rostro que mostraba síntomas evidentes de cansancio, Leo Messi llegó finalmente a su destino. Tras un largo periplo, aterrizó en el aeropuerto de Shanghai Pudong.

Con el veredicto del TAS todavía a la espera, la selección argentina se reencontró con su futbolista más deseado. Pese a ser recibido como una estrella, el rosarino no tuvo la misma acogida en la concentración albiceleste. El seleccionador olímpico, Sergio Batista, le mandó un recado nada más llegar. La polémica continúa en el punto del día.

Con la pugna Barça-AFA en la recámara –el TAS no se pronunciará hasta el 6 de agosto– parece que el debate todavía no ha llegado a su fin. Messi, acompañado de Pepe Costa, no hizo declaraciones a su llegada a China y posteriormente se desplazó al Hotel Huating, situado frente al estadio donde se disputarán los partidos olímpicos.

Quien sí habló fue el ‘Checho’ Batista. Y no dejó a nadie indiferente. El seleccionador olímpico argentino se mostró realmente molesto con el silencio de su futbolista estrella, el único con el que no ha podido hablar de toda la concentración albiceleste.

“Con Lionel tenemos una charlita pendiente”, anunció. Una frase que no daba muy buenas sensaciones. Alabada su presencia en Pekín por toda Argentina, Batista se encargó de bajar de las nubes al más pintado. Incluso a Messi: “Se va a sumar a un grupo que está muy bien y tendrá que integrarse lo más rápido posible. En esta plantilla no existe ninguna clase de privilegio”.

El ‘enfado’ del preparador argentino vino motivado por el silencio de Leo: “A mi no me gustó no haber hablado con él. Tendríamos que haber estado comunicados. Pero ahora, que ya está aquí, lo vamos a hablar de la mejor manera posible ¿Si Messi tendría que haber hablado antes del fallo de la FIFA? Seguro que sí, pero no soy yo quien lo aconsejó”.

Batista justifició su posicionamiento a que “cada cual tiene su pensamiento y reacciona de la manera que puede, no todos somos iguales. Lionel debería tener sus problemas y uno lo entiende, porque estaba entre la espada y la pared. Pero sólo digo que lo que me hubiese gustado realmente es haber tenido más comunicación con él”.

Pese a no conocer el motivo de su silencio, dijo que “a cada uno que llamé, me contestó. Si no pudimos hablar con él, por algo fue. Debe tener sus razones...”.

Unas declaraciones que, lejos de enfriar la situación, no hacen más que avivar el fuego de la polémica. Messi y la selección Argentina, a expensas del veredicto del TAS, han visto cumplido su deseo de tener a ‘la Pulga’ entre los 18 convocados para Pekín. No obstante, la actitud de Batista contraria al silencio de Leo puede suponer una pequeña traba para el futbolista.

Sin embargo, y a la espera del debut, Messi ya se entrena junto a sus compañeros para ganarse un puesto en el once. Y de paso, mejor si echa una charla con Batista para calmar los ánimos.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles