Weekly News

Acusa Bush al Congreso de altos precios de la gasolina...

2 de agosto de 2008.

El presidente estadunidense George W. Bush acusó hoy al Congreso de contribuir al incremento de los precios de la gasolina, que afecta a los ciudadanos, por las "decisiones políticas que han sido tomadas durante años".

En su mensaje radiofónico de fin de semana, el mandatario dijo que "el costo de los combustibles está haciendo que este sea un tiempo difícil para muchos de nuestros ciudadanos, pero es importante recordar que estos precios altos no fueron inevitables".

Destacó que el Congreso tiene la oportunidad de revertir ese daño, si levanta la prohibición para explorar y explotar yacimientos en las costas estadunidenses.

"Abriendo nuevos recursos en el país podemos ayudar a derribar los costos energéticos. Y eso ayudará a asegurarse de que nuestra economía sigue siendo la más fuerte, la más vibrante, y más esperanzadora en el mundo", dijo Bush.

Criticó que los líderes demócratas del Congreso se hayan ido de vacaciones este verano sin tomar medidas que alivien el alto costo de la gasolina a las familias de Estados Unidos.

"Parece que los líderes del Congreso dejarán pasar el verano sin votar ninguno de los pasos vitales para reducir la presión por los precios de la gasolina. Esta falta de acción es inaceptable para mí y para los estadunidenses", recalcó.

Instó a los líderes demócratas del Congreso a que al retornar del receso de verano, demuestren que han escuchado la frustración de la gente, votando a favor de la exploración costera, o que expliquen a los ciudadanos "porqué están ignorando sus preocupaciones".

Explicó que la razón fundamental de los altos precios de la gasolina es que el abastecimiento no guarda proporción con la demanda, y para reducir la presión sobre los precios se requiere aumentar el abastecimiento de petróleo, en especial del producido en el país.

Recordó que en junio pasado solicitó al Congreso levantar la prohibición a explorar parte de la plataforma continental externa, pero los líderes rechazaron someter la petición a votación.

Aseguró que esta acción permitirá que el país aproveche una fuente fiable de petróleo doméstico, que según dijo, los expertos estiman en 18 mil millones de barriles de petróleo, "casi 10 años del valor de la actual producción petrolera de Estados unidos".

Además, añadió, crearía nuevas oportunidades para los trabajadores y los negocios.

"Cuanto más pronto el Congreso levante la prohibición, más pronto podemos llevar este petróleo de debajo del suelo marino a tu tanque de gasolina", aseguró.

Recordó que su administración ya suprimió las restricciones ejecutivas en la exploración costera, "esto significa que lo único que sigue entre los estadunidenses y estos recursos petrolíferos extensos es el Congreso de Estados Unidos".

Bush agregó que otras medidas necesarias para consolidar la producción nacional de petróleo son la exploración en áreas por ahora restringidas del norte de Alaska, y la ampliación de la capacidad de refinamiento.





Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles