Weekly News

Olvidan a su hija en el aeropuerto

5 de agosto de 2008.

“Me olvidaron en el aeropuerto”. No es el nombre de una nueva película, sino lo que ocurrió a una pequeña israelí de cuatro años que llegó al aeropuerto internacional Ben Gurion de Israel junto con sus padres y sus cuatro hermanos, para partir a una semana de vacaciones en París.

Sólo que, después de pasar por el control de pasaportes, los padres y cuatro de los hijos no se percataron de que la niña no estaba con ellos. Peor aún, subieron al avión, se sentaron cómodamente y emprendieron el vuelo con el resto de los pasajeros, sin notar todavía que les faltaba un valioso paquete. Recién cuando el piloto se les acercó y les dijo que su hija menor estaba en tierra, que la habían olvidado, se dieron cuenta de lo sucedido. Estos son días de mucho calor y una intensa actividad en el principal aeropuerto de Israel, pues una gran cantidad de israelíes salen de vacaciones al exterior.

Fue así que, el domingo por la tarde, una mujer policía notó que una niña caminaba sola por la terminal, después del sitio de control de pasaportes. Se le acercó, la tomó en brazos y comenzó a tratar de averiguar qué hacía allí, sin compañía alguna. “Afortunadamente, la niña es muy inteligente y sabía todo lo que preguntábamos”, comentó alguien que participó en la incruenta misión de rescate. La niña supo dar los datos de sus padres y contar, entre llantos y pedidos de golosinas, que se dirigían a París.

“La niña estaba asustada, lloraba y preguntaba una y otra vez por su mami y papi”, dijo Sarit Ben-Eden, un policía del aeropuerto. El personal del lugar averiguó de inmediato que un vuelo a la ciudad de las luces estaba por partir. Una policía corrió con la niña en brazos hasta la puerta de embarque, pero la manga ya había sido retirada. El avión había despegado.

Adentro, los padres de la pequeña, que al parecer iban sentados en lugares separados, no se habían dado cuenta de que les faltaba algo y hasta les sobraba un asiento.

La madre, según se ha dicho, pensaba que la niña iba con el padre. Éste, a su vez, creía que su hija iba con su mujer. Recién cuando el piloto, con el que se contactó la torre desde tierra, les dijo que su hija menor había quedado olvidada, comprendieron su error.

Unas horas después, una azafata partió con la pequeña en otro vuelo a París, donde la niña se reencontró con su familia.

No está claro si los padres y los hermanos mayores logran ahora disfrutar de sus vacaciones. Pero sí se sabe ya cuál será el recibimiento que reciban al regresar a Israel. “Apenas aterricen, deberán pasar investigación policial, por sospecha de abandono”, dijo un oficial de la policía, señalando que “creíamos haber visto de todo, pero como esto... jamás”.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles