Weekly News

Violencia del crimen no nos intimida: Calderón

23 de diciembre de 2008.

En respuesta al asesinato de ocho militares ocurrido en Chilpancingo, Guerrero, el presidente de la República, Felipe Calderón, advirtió que a la violencia del crimen organizado no intimida a las Fuerzas Armadas.

“Responderemos con la acción firme del Estado”, dijo, “estamos decididos a llevar esa lucha en todas sus consecuencias... No daremos un paso atrás en esta lucha, ni habrá tregua ni cuartel para los evidentes enemigos de la patria”.



El primer mandatario encabezó ayer la ceremonia del 193 aniversario de la muerte de José María Morelos y Pavón, donde catalogó como “héroes”, a los ocho militares asesinados, pidió guardar un minuto de silencio y dijo que su muerte “no será en vano”.

Este tipo de hechos son la respuesta del narcotráfico a la contundencia de los golpes que el Ejército mexicano ha dado a las organizaciones criminales y que han provocado una merma en su estructura tanto funcional como económica, enfatizó.

Las Fuerzas Armadas están “más que determinadas”, a cumplir con su deber y por tanto su Gobierno seguirá con el esfuerzo operacional para garantizar la seguridad de los mexicanos, sentenció.

Ocho militares y un ex director de la Policía Preventiva estatal fueron levantados y decapitados en Chilpancingo, Guerrero. Los cuerpos cercenados fueron encontrados en dos parajes distintos. Seis de ellos fueron arrojados cerca del crucero Chichihualco de la autopista Cuernavaca-Acapulco; los otros tres fueron hallados en el kilómetro 95 de la carretera federal México-Acapulco, según datos de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana del estado.

Calderón advirtió que el Ejército ha sido “el pilar” de esta campaña y su Gobierno seguirá con el esfuerzo operacional para garantizar la seguridad de los mexicanos.

El titular del Ejecutivo hizo un llamado a los mexicanos a participar en esa batalla, denunciando a quienes delinquen, “el enemigo no debe tener cobijo ni ningún tipo de protección de la sociedad y quien los apoye y solape también está traicionando a México”.

Igualmente convocó a los Poderes de la Unión, a los gobiernos estatales y municipales y a la sociedad a refrendar el Acuerdo Nacional por la Seguridad, la Justicia y la Legalidad, con el cumplimiento de los compromisos establecidos.

Les rinden homenaje

El Ejército peina por tierra y aire zonas urbanas y rurales de Chilpancingo y otros cinco municipios en busca de los asesinos de ocho militares decapitados el domingo.

Ayer el comandante de la 9 región militar, con sede en Acapulco, Enrique Alonso Garrido Abreu, le declaró la guerra al crimen organizado en un homenaje a los soldados caídos, al tiempo que surgieron denuncias por violación a los derechos humanos.

Por su parte, la Procuraduría General de la República (PGR) informó que atrajo la investigación de siete personas detenidas por el Ejército el sábado pasado luego de un enfrentamiento en Teloloapan, al norte del estado, en el que murieron tres pistoleros, por su posible relación con el asesinato de los ocho militares pocas horas después.

Los delincuentes cometieron “un grave error” al asesinar militares, dijo Garrido Abreu, quien declaró “abierta la guerra” contra el crimen organizado durante el homenaje efectuado en la XXXV Zona Militar.

Ante los secretarios de Gobernación, Fernando Gómez Mont, y de la Defensa, Guillermo Galván Galván, Garrido calificó de “grave error de los delincuentes ese atrevimiento”, porque “constituye una ofensa a las instituciones y, especialmente, a quienes vestimos el uniforme castrense”.

El jefe militar dijo que “no habrá la más mínima consideración ni concesión, mucho menos descanso, hasta no ver en el lugar que corresponde a esos delincuentes”.

Masiva ofensiva militar

Mientras se realizaba el homenaje a los soldados caídos, se registró una activa movilización de tropas en Chilpancingo, donde se instalaron retenes a la entrada y salida de la ciudad, a la vez que cuatro helicópteros y una avioneta militar realizaban constantes sobrevuelos en la ciudad.

Versiones no confirmadas indicaron que el operativo también tenía el objetivo de localizar a otros soldados “levantados” el domingo pasado sin que se conozca su paradero. Para reforzar la búsqueda habrían arribado a Chilpancingo 300 integrantes del Grupo Aeromóvil de Fuerzas Especiales (Gafes).

Por su parte, la Comisión Estatal de Derechos Humanos recibió la denuncia de allanamiento presentada por un comerciante de Chilpancingo, cuyo negocio fue cateado por el Ejército sin orden oficial. El presidente del organismo, Juan Alarcón Hernández, llamó a los mandos militares a evitar abusos en los cateos.

Condena Congreso ejecución

El Congreso de la Unión, a través de la Comisión Permanente, condenó la ejecución de ocho militares y un jefe policiaco, en Chilpancingo, Guerrero, y urgió que la investigación sea llevada a cabo con rapidez.

El pleno de la Comisión Permanente guardó ayer un minuto de silencio, en memoria de los ocho integrantes del Ejército que perdieron la vida a manos de sicarios, en Guerrero.

“La delincuencia organizada sube el volumen a la violencia con que actúa, y ante ello, el Estado no debe flaquear”, expresó el presidente de la Comisión Permanente, César Duarte.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles