Weekly News

Aprovechan empresas la crisis para reducir gastos

16 de febrero de 2009.

Con tal de no perder el empleo, un trabajador puede aceptar que su empresa aumente su jornada laboral, reduzca su salario y que se olvide para siempre de sus prestaciones.

"Esta situación no es nueva, pero en época de crisis es visible, las empresas amenazan al empleado para que conserven su trabajo y es posible que la compañía no esté tan mal como dicen, de esta manera se aprovecha de la circunstancia para decir: o aceptas las condiciones o pierdes el trabajo", señaló Rodolfo Nava Hernández, jefe del área de salud en el Trabajo de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Como consecuencia, la calidad de vida del trabajador va a disminuir de manera sustancial, su exposición va a aumentar a los factores de riesgo laboral, como problemas de la vista, de la piel y los problemas psicológicos, indicó el especialista.

"Para no perder el trabajo, el empleado vivirá una serie de alteraciones en la salud, sobre todo en la esfera psicosocial, específicamente por problemas de estrés, porque aunque se le diga que su salario reducirá, de cualquier manera seguirá la incertidumbre de que será despedido", expuso.

Hugo Ítalo Morales, presidente de la Comisión Laboral de la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra), dijo que "es un error que las empresas pretendan reducir prestaciones para mejorar su situación, ellos deben buscar mayor ganancia, pero no a costa de la situación crítica que estamos viviendo".

Sobre la productividad del personal condicionado, señaló que una persona desmoralizada no puede producir mucho. "Lo que tenemos que hacer es incentivarlos porque aún en época de crisis uno debe pensar que hay trabajadores y necesidades".

Por su parte, María Isabel Fernández, psicóloga del IMSS, recomendó que los trabajadores analicen seriamente dichas condiciones, pues es más importante tener salud que cualquier otra cosa.

"El dinero es básico, pero de qué te sirve tenerlo si vas a estar enfermo y estresado, gastar miles de pesos en la recuperación. Es necesario tener tranquilidad y tener todo bajo control para desarrollar un buen desempeño".

Uno de los afectados por el desempleo, Rodolfo Alcázar, quien trabajaba desde hace 10 años como gerente de una sucursal de Banamex y por un recorte hoy está angustiado por no encontrar empleo lo que resta del año. "Las cosas están terribles, pensé que me había salvado, pero el 25 de enero dejé de laborar con el banco, he mandado mi currículum, pero en todos lados me dicen que por el momento no es posible contratar a nadie", platicó.

Enero 'negro'

Muchos comenzaron el año con el pie izquierdo, pues perdieron el empleo como consecuencia de la crisis. En una encuesta realizada, en la que participaron mil 870 personas, 28.74% de los encuestados aseguraron que perdieron su empleo en enero, mientras que 71.26% dijeron que cuentan con él.

De acuerdo con el IMSS, en el primer mes del año se perdieron 128 mil empleos. Sin embargo, Raúl Feliz, investigador y profesor del CIDE, dijo que "en realidad los 128 mil desempleos no nos dicen toda la historia, pues cuando realizas el ajuste estacional te das cuenta que se perdieron 180 mil.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles