Weekly News

'Disidentes del IRA no pueden detener la paz'

10 de marzo de 2009.

BELFAST, IRLANDA DEL NORTE.- El primer ministro británico Gordon Brown prometió ayer que los disidentes del Ejército Republicano Irlandés responsables de la muerte de dos soldados no podrán escapar de la justicia ni socavar el Gobierno católico-protestante, en el núcleo del proceso de paz.

Brown visitó las barracas del Ejército en el Oeste de Belfast donde el grupo disidente Real IRA mató el sábado a balazos a dos soldados y lesionó a otros dos soldados y dos repartidores de pizza.

El funcionario se reunió después con el jefe de policía de Irlanda del Norte y funcionarios de alto nivel del Gobierno compartido.

Brown señaló que los dos atacantes y el chofer que los condujo en su huida "tienen que ser perseguidos, encontrados y entregados a la justicia tan rápidamente como sea posible".

"Lo que el pueblo de Irlanda del Norte está construyendo junto... a nadie, a ningún asesino, a ningún terrorista debería permitírsele destruir", enfatizó.

El primer ministro británico insistió en que el Real IRA realizó su ataque desesperado para tratar de impedir que se consolide la coalición de 22 meses formada por protestantes británicos y católicos irlandeses. Fue demasiado tarde para los disidentes, señaló.

"Este ataque no ocurrió debido a un fracaso del proceso político. Se debe en gran medida al éxito del proceso político, a que la gente está trabajando junta y una cifra pequeña de personas quiere afectar algo que está funcionado", dijo.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles