Weekly News

Viene crisis siempre con la innovación

16 de marzo de 2009.

Experto en finanzas internacionales y ciclos de negocios de la Universidad de Yale, Geert Rouwenhorst, afirma que las crisis económicas producen innovaciones favorables para el mundo.

En entrevista, recuerda lo que sucedió tras la recesión de 2001 en Estados Unidos.

"No deberíamos olvidar que de ahí salió Google, y Google cambió el mundo", aseveró. Pero ahora los países se enfrentan ante circunstancias totalmente desconocidas.

"Es la primera vez que realmente vemos una recesión global, creo que no tenemos mucha experiencia haciendo predicciones sobre cuándo puede terminar", admite el experto en finanzas.

Pero no se lanza contra el sistema económico internacional para explicar las causas de la contracción económica. Por el contrario, respalda que la interconexión económica es benéfica porque los mercados comparten riesgos, aunque es aquí donde radica la complejidad de la crisis, pues todo el globo está implicado en un ciclo económico complejo.

Sin precedentes de una contracción económica como ésta, el subdirector del Centro Internacional de Finanzas de la Escuela de Administración de Yale concede estudiar las posibles innovaciones por venir.

Centrado en la discusión sobre qué modificaciones deben aplicarse en la regulación financiera, no se siente atraído por una legislación internacional. "No me importa que haya distintos reguladores alrededor del mundo, porque eso crea competencia entre regulaciones", apunta Rouwenhorst.

En estas circunstancias los activos de un sistema pueden colocarse en otro mercado financiero que tenga mejores condiciones, explica el especialista en ciclos de negocios. Por lo que afirma que la coordinación entre los reguladores puede ser mejor que contar con un solo régimen.

Y añade que "con muchas restricciones en el sistema puede disminuir el contagio de riesgos, y no está claro que eso nos coloque en una mejor posición económica".



Reconocen prudencia de Obama El presidente de Estados Unidos, Barack Obama es demasiado prudente y cauto dada la dimensión de la crisis financiera, advirtió ayer el Premio Nobel de Economía 2008, Paul Krugman.

El economista señaló que las medidas tomadas en los últimos dos meses por la actual Administración de Obama son buenas para Estados Unidos.

'Son políticas inteligentes y honestas y sólo eso ya dibuja un mundo diferente al que había. El problema es que el Gobierno de Obama está siendo demasiado cauto, incluso más prudente dada la dimensión de la crisis', dijo.

Indicó que el plan de estímulo tenía que haber sido, al menos, un 30 por ciento mayor y no quieren adoptar ninguna medida dramática sobre los bancos.'Las prioridades fijadas en el presupuesto son excelentes, pero aunque reman en la dirección correcta no avanzan lo suficiente', agregó.

Krugman rememoró una frase que se atribuye a su jefe de gabinete, Rahm Emmanuel, que dice: "nunca se debe desaprovechar una crisis'.

'Eso define muy bien su espíritu y yo he hecho mía la frase.







Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles