Weekly News

Identifican a menor de 14 años victimada

20 de marzo de 2009.

El cadáver que fue localizado el pasado 10 de marzo en el interior de la vivienda que se localiza en el cruce de las calles Valparaíso y Mar Azul, del fraccionamiento Paraje del Sur fue identificada como una Alejandra Rodríguez Macias, de 14 años de edad.

Para la identificación el Laboratorio de Genética Forense de la Procuraduría General de Justicia del Estado de Chihuahua lleva a cabo sus funciones basado en un protocolo de investigación elaborado por los peritos adscritos al Laboratorio. En dicho protocolo se detalla las labores de los peritos en Genética, desde la recepción de la muestra a analizar hasta la realización del Informe Pericial.

Cuando sucede un hecho criminal, los peritos en Criminalística procesan la escena del crimen y recaban las evidencias físicas o biológicas cuyo análisis es importante para esclarecer la mecánica de los hechos, mientras los peritos médicos forenses a su vez recaban del cuerpo durante la necrocirugía las evidencias que habrán de analizarse en los Laboratorios Forenses

Las evidencias son a su vez remitidas acompañadas de su respectivo formato de cadena de custodia al área o áreas específicas dentro de las especialidades periciales donde se llevará a cabo su análisis.

Las evidencias biológicas recabadas de la escena del crimen son remitidas al Laboratorio de Genética Forense mediante formato de cadena de custodia, estas evidencias pueden tratarse de sangre líquida o mancha de sangre en diversos soportes, pelos, mancha de semen, células de descamación en diversos soportes. Las evidencias biológicas recabadas de la víctima incluyen raspado de uñas, hisopos vaginales, anales o uretrales, mientras que las referencias recabadas de una víctima en vida incluyen sangre, mucosa ora, pelos, y de un cuerpo sangre, tejido muscular o de órganos, huesos y dientes entre otros.

Al llegar las muestras al laboratorio, el perito en Genética realiza primeramente un análisis macroscópico de las mismas, registrando manual, electrónica y fotográficamente las características del embalaje y de la evidencia y referencia recibidas para posteriormente tomar la muestra que se ha de llevar a proceso.

Al llevar a cabo el registro, el perito asigna un número de folio único a cada muestra recibida y con el cual se identificará la muestra en cada uno de los siguientes procedimientos. Este número de folio también servirá para identificar al perfil genético obtenido de la muestra analizada.

Una vez tomada la muestra, la extracción del ADN de la misma se realiza mediante una serie de técnicas de biología molecular que incluyen la extracción orgánica, extracción mediante afinidad por resina magnética o por resina de sílica, o por columnas, la metodología de extracción es elegida por el perito según la cantidad y la calidad de la muestra recibida.

Una vez que se cuenta con el ADN extraído de la muestra, éste debe ser cuantificado para conocer con exactitud la cantidad de ADN con la que se deberá realizar la amplificación. La cuantificación se realiza, según la muestra, por electroforesis en gel de agarosa o cuantificación absoluta por PCR (Reacción en Cadena de la Polimerasa) en tiempo real.

La técnica de cuantificación absoluta por PCR en Tiempo Real es actualmente la que permite con mayor exactitud la cuantificación del ADN, esta técnica ha sido utilizada en investigación científica y recientemente se validó su uso para el área forense.

Una vez que se conoce la cantidad de ADN que se ha extraído de la evidencia o referencia, se procede a amplificar el ADN mediante la técnica de la Reacción en Cadena de la Polimerasa. Esta reacción consiste en hacer “copias” de fragmentos de ADN específicos o “marcadores genéticos” los cuales son utilizados para identificación humana. Los marcadores utilizados para el análisis forense de ADN son polimórficos, es decir, se distinguen por ser diferentes de un individuo a otro, lo que nos permite discriminar entre individuos.

Actualmente en el Laboratorio de Genética Forense se cuenta con 2 sistemas para el análisis de ADN: análisis de ADN autosómico y análisis de ADN del Cromosoma Y.

En el análisis de ADN autosómico se amplifican 16 marcadores genéticos de ADN nuclear autosómico, el cual es heredado por cada individuo un 50% de cada progenitor. Los marcadores genéticos analizados son los establecidos internacionalmente como óptimos para identificación humana. 13 de estos marcadores son los actualmente utilizados por el FBI en su base de datos genéticos CODIS, así mismo por los países europeos, americanos y de oriente que llevan a cabo este tipo de análisis.



En el análisis de ADN del Cromosoma Y se amplifican 16 marcadores genéticos específicos para el cromosoma Y. El Cromosoma Y está presente únicamente en varones y éstos lo heredan de su progenitor y lo pasan a su progenie masculina. Los marcadores genéticos del Cromosoma Y analizados por el Laboratorio de Genética son también los utilizados internacionalmente. Este análisis nos permite conocer si dos varones pertenecen a un linaje paterno, o estar en posibilidad de tener un resultado más claro en algunas de las muestras en las que no sea posible por ADN autosómico.

Al final de la reacción de PCR se obtienen millones de copias de los fragmentos de ADN de interés (marcadores genéticos) habiendo partido de una muestra forense que en muchas condiciones se encuentra degradada o en poca cantidad. Así mismo estos fragmentos son marcados con moléculas fluorescentes para permitir su detección en el siguiente proceso de análisis.

El proceso final del análisis se refiere a la electroforesis capilar. La electroforesis capilar se realiza en un equipo automatizado en el cual los fragmentos de ADN amplificados son separados al pasar por un polímero dentro de un capilar y estar sometidos a una carga eléctrica. El software del equipo detecta los fragmentos según su tamaño y el color de la molécula fluorescente que fue añadida durante la amplificación.

Es así como al final del procedimiento se obtiene el perfil genético de la muestra, si se efectuó el análisis por ADN autosómico, o bien el haplotipo del cromosoma Y si se analizó el ADN del Cromosoma Y.

Para estar en posibilidad de efectuar los cotejos solicitados, el Laboratorio de Genética ha realizado dos estudios poblacionales con muestras tomadas en el estado de Chihuahua, uno para cada sistema utilizado. Estos estudios han sido publicados por revistas científicas internacionales y mediante el procesamiento de estas muestras y después de realizar los cálculos estadísticos correspondientes, se obtuvo el poder de discriminación y de exclusión de los sistemas utilizados en la población del estado de Chihuahua.

El poder de discriminación se refiere a la capacidad del sistema de distinguir entre un individuo y otro y corresponde a un >0.99999999%. Mientras que el poder de exclusión indica la capacidad del sistema de determinar que un perfil genético no corresponde con otro y para el estado de Chihuahua con los marcadores analizados tiene un valor de 0.99999926% (J. Forensic Sci. 2005). Así mismo se obtuvo una diversidad haplotípica para el análisis del Cromosoma Y de 99.97% (Legal Medicine, 2007), la cual se refiere a la probabilidad de encontrar un haplotipo diferente utilizado en la población estudiada.

Durante los procesos anteriormente descritos llevados a cabo en el Laboratorio de genética se llevan diversos controles, los cuales aseguran la íntegra conservación de la muestra. Como se dijo anteriormente, cada muestra cuenta con un número de folio único, la cual la sigue durante cada procedimiento y permite distinguir a una muestra de otra.

Así mismo, en cada área y en cada procedimiento se cuenta con formatos de control interno, en los cuales se especifica la fecha y hora del análisis, el perito que lo realiza, el número de folio y descripción de la muestra que se procesa y observaciones entre otros datos importantes.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles