Weekly News

El Papa lamenta 'nubes de maldad' sobre África

23 de marzo de 2009.

LUANDA, ANGOLA.- El Papa Benedicto XVI celebró misa ante un millón de angoleños, la mayor multitud registrada en el peregrinaje de 7 días del Pontífice a Africa y lamentó las "nubes del mal" en África que han causado guerras, tribalismo y rivalidades étnicas que reducen a las personas pobres a la esclavitud.

La multitud concurrió en medio del calor intenso para la misa al aire libre, acto importante más reciente del Pontífice antes de concluir su gira por África hoy.

"¡Cuán cierto es que la guerra puede destruir todo lo que tiene valor!", dijo Benedicto XVI, secándose el sudor de la frente.

La maldad en África ha "reducido a los pobres a la esclavitud y privado a generaciones futuras de los recursos necesarios para crear una sociedad más justa y sólida", afirmó bajo un altar improvisado.

Los angoleños han sido esclavizados, subyugados y sometidos a una guerra casi sin fin desde que los colonizadores portugueses trajeron los primeros misioneros católicos en 1491. Muchos de los esclavos llevados a Brasil, por ejemplo, salieron de Angola.

La Iglesia Católica fue aliada de los colonizadores que discriminaron al pueblo hasta la independencia de Portugal en 1975, cuando estalló una guerra civil, detonada en parte por la riqueza en petróleo y diamantes del país.

Fallecieron casi 15,000 personas, incluidos misioneros, antes del final de la guerra en 2002, Sin embargo, las cicatrices aún son evidentes entre mucha gente que perdió extremidades en uno de los países con más minas explosivas sembradas del mundo.

Una revolución marxista también dejó cicatrices, aunque el presidente del país durante 30 años, Eduardo dos Santos, abandonó el comunismo y mejoró las relaciones con la Iglesia de finales de la década de 1980.

Los críticos señalan que la victoria en las elecciones del año pasado fue desfigurada por fraude y corrupción y que el Papa debe tener cuidado de que su visita, patrocinada por el Estado, no sea vista como una legitimación al régimen autoritario. Los obispos de Angola han denunciado en dos ocasiones al Gobierno por dejar al pueblo envuelto en la pobreza mientras los líderes se enriquecen con petróleo y diamantes.

Antes de aterrizar en África, el Pontífice provocó protestas luego de decir a reporteros en su avión rentado de Alitalia que los condones no eran la respuesta a la severa epidemia de Sida en África, sugiriendo que el comportamiento sexual era el punto.

Benedicto XVI condenó la violencia sexual a mujeres, también censuró a los 45 países africanos, incluido Angola, que han aprobado el aborto en casos de violación o incesto, e incluso cuando la vida de la madre está en peligro.

En su última aparición agendada para el día, el Papa hizo un llamado a respetar los derechos de las mujeres en un discurso ante casi 1,000 mujeres en el anexo de una iglesia de Luanda.

"Es casi siempre la mujer quien mantiene intacta la dignidad humana, defiende a la familia y protege los valores culturales y religiosos", dijo el Pontífice.

Papa expresa su pesar por muerte de dos jóvenes

Benedicto XVI expresó su pesar por la muerte de dos jóvenes, ayer, en una avalancha cuando pretendían asistir en el estadio "Dos Coqueiros" de Luanda al encuentro de los muchacho angoleños con el Pontífice.

El Papa así lo manifestó ante decenas de miles de personas que asisten en la explana de Cimangola, de Luanda, a una misa con los obispos de los países del África austral, pocas horas después de que ya, por boca de su portavoz, manifestara "dolor y desconcierto" por lo ocurrido.

"Quiero comenzar esta eucaristía con un sufragio particular por los dos jóvenes que perdieron la vida para entrar en el estadio. Los pongo en manos de Jesús para que los acoja en su reino. Expreso mi solidaridad a sus familiares y amigos y mi más vivo pesar por el hecho que habían venido a verme", afirmó el Papa.

Tras esas palabras, el Papa expresó su alegría por estar en esta "bella y sufrida" tierra, "donde viven tantos hijos de la Iglesia, a los que abrazo a todos" .

La misa se desarrolló bajo un fuerte calor, lo que no impidió que decenas de miles de personas asistieran a la explanada de Cimangola a escuchar al Pontífice.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles