Weekly News

Aumentan los secuestros

5 de abril de 2009.

Tres personas fueron plagiadas cada día en México el año pasado, casi el doble del promedio diario registrado los seis años previos, según las denuncias presentadas por los familiares de las víctimas.

Datos de la SSP federal señalan que de 2002 a 2007 se registraban, en promedio, 1.4 secuestros denunciados cada 24 horas.

Pero en 2008 la cifra se incrementó a mil 28 y el único momento en que la tendencia fue a la baja coincide con la firma del Acuerdo Nacional por la Legalidad y la Justicia, el 20 de agosto de ese año.

El Estado de México fue la entidad que registró el mayor número de casos, con 166. Le siguieron el Distrito Federal, con 151; Baja California, con 102; Michoacán, con 57, y Chihuahua, con 56.

Lo anterior sin tomar en cuenta la cifra negra, que se refiere a los delitos que no son denunciados.

De acuerdo con el Segundo Informe Especial sobre el Ejercicio de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, sólo se denuncia un plagio de cada cuatro cometidos.

José Antonio Ortega, presidente del Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública y la Justicia Penal, lamentó que éste siga siendo un delito vigente y en aumento, tanto en número como en violencia contra las víctimas.

"Las corporaciones dedicadas a la investigación (de plagios) no solamente cambian de mando, sino que ponen (al frente de ellas) a quien ha obstruido el avance de los secuestros, como es el caso de Nicandra Castro en la AFI", acusó.

Agregó que el año pasado, según datos del Consejo, por lo menos 69 plagios terminaron en asesinato.

Y mientras los reportes aumentan, los familiares de las víctimas mortales toman caminos diferentes para sobrellevar sus pérdidas.

"Opté por cambiar las cosas, incidir en el cambio de la ciudadanía, incidir en el cambio de decisiones. El hacer algo honra a mi hijo", asegura Isabel Miranda de Wallace, integrante del Movimiento Blanco.

Silvia Escalera, madre de Silvia Vargas Escalera, la joven de 18 años que fue secuestrada y ejecutada en septiembre de 2007, se refugia en su fe.

"En mi caso, Dios es mi mejor psiquiatra, mi mejor psicólogo, mi familia y el amor que le tengo a mi vida", dijo la señora Escalera, quien se reúne a rezar todos los días en una iglesia del Pedregal desde que se registró el plagio que costó la vida a su hija.

Para las víctimas de plagio y sus familiares, la PGR ofrece atención psicológica gratuita en su Centro de Atención.

Muchos rechazan la ayuda, y otros, como Isabel Miranda de Wallace, ni siquiera la habrían aceptado. "Es como descubrirte, ponerte en charola de plata ante alguien a quien no le tienes confianza".



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles