Weekly News

Italia no está preparada para resistir terremotos

10 de abril de 2009.

Italia es uno de los países más propensos del mundo a sufrir terremotos, pero la gran mayoría de sus edificios en las zonas más vulnerables no satisfacen los parámetros normales de las construcciones a prueba de sismos, según expertos.

Los científicos dicen que esa es la razón por la que el temblor del lunes en L'Aquila generó tanta devastación.

Numerosos edificios de departamentos se desmoronaron, los campanarios de las iglesias se vinieron abajo y parte de un hotel se derrumbó, lo mismo que los dormitorios de una universidad. Un hospital quedó casi inutilizado y no quedó casi nada del edificio que albergaba las dependencias del gobierno encargadas de manejar las tareas de rescate.

Al menos 279 personas fallecieron en el temblor de 6.3 grados de magnitud.

"Un temblor de esta magnitud, si hubiese construcciones adecuadas, generaría temor, causaría algunos problemas, pero no provocaría derrumbes" de edificios, afirmó Enzo Boschi, presidente del Instituto Nacional de Geofísica y Vulcanología, en una entrevista radial.

Casi la mitad de Italia es terreno considerado "peligroso" por su actividad sísmica, según un informe preparado en el 2008 por Boschi y otros expertos italianos. Pero solo el 14% de los edificios en esas áreas son a prueba de sismos, señala el informe.

Una de las estructuras que más daños sufrió en L'Aquila fue la de los dormitorios de la universidad, construida hace pocas décadas y donde perecieron tres estudiantes, mientras que hay otros cuatro desaparecidos, que probablemente estén también muertos bajo los escombros.

En el hospital de L'Aquila hubo que evacuar los pacientes porque la instalación no era segura. El hospital no pudo atender a ninguna de las 1.500 personas que sufrieron lesiones en el terremoto.

Paolo Rocchi, arquitecto romano que ayudó a salvar la Basílica de San Francisco en Asís luego de que la iglesia sufriese serios daños en un terremoto en 1997, dijo que los daños del hospital eran "absurdos" si se toma en cuenta que el terremoto no fue tan destructivo.

Rocchi declaró al diario Il Sole 24 Ore que el hospital, construido hace menos de 15 años, debió haber seguido los parámetros adoptados después de un temblor que estremeció Nápoles en 1980.

Todavía no está claro por qué se derrumbó parte del hospital, pero Rocchi planteó la posibilidad de que, como ha ocurrido en el pasado, no se haya usado cemento ni hormigón armado de buena calidad.

Un tribunal del sur de Italia halló culpables en febrero a cinco personas causadas de irregularidades en la construcción de una escuela que se derrumbó en un terremoto del 2002. Los fiscales adujeron que la deficiente construcción agravó la tragedia, en la que murieron 28 personas, incluidos casi todos los niños de primer grado del pueblo.

El informe de Boschi y los expertos Guido Bertolaso y Franco Barberi lamenta que Italia está tan atrasada en relación con otros países industrializados en lo que se refiere a medidas preventivas para las zonas de temblores.

"Pese a que sabemos desde siempre que nuestro país es altamente sísmico, la clasificación (de las zonas de riesgo) y las medidas antisísmicas llegaron con mucha demora", sostuvo.

Visiblemente exasperado, Boschi dijo: "No es parte de nuestra cultura la construcción de edificios apropiados para una zona de temblores --edificios que pueden resistir (sismos)-- ni modificar los antiguos. Es algo que jamás se ha hecho".

Los romanos de la antigüedad empleaban piedras y argamasa de buena calidad y preferían edificios de grandes dimensiones, que duraron dos milenios, pero los constructores medievales no disponían de tantos medios y apelaron a materiales de mala calidad, al tiempo que redujeron el tamaño, indicó Giorgio Croci, ingeniero romano especializado en monumentos antiguos.

"Hoy se puede mejorar la construcción", acotó, incorporando cadenas que conecten las paredes horizontalmente y limitando la vibración durante un temblor, afirmó Croci en una entrevista telefónica. Otra técnica es el uso de ganchos de acero para unir las vigas de madera a las paredes.





Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles