Weekly News

Triunfa el PRI; logra más del 45 por ciento en la Cámara de Diputados

6 de julio de 2009.

El PRI fue el gran ganador de las elecciones celebradas ayer al convertirse en la primera fuerza en el Congreso, ganar las gubernaturas de Nuevo León, Querétaro, Campeche, San Luis Potosí y Colima (en Sonora, no hay resultados definitivos), así como las principales alcaldías, de acuerdo con datos preliminares.

En la Cámara, el priísmo tendrá la mayoría relativa (actualmente es la tercera fuerza) al lograr 35.8% de los sufragios; el PAN consiguió 27.4%; el PRD, 12.2%; PVEM, 7.0%, PT, 3.8%; Panal, 3.4%, y Convergencia, 2.4%, al contabilizarse 70% de las actas. De acuerdo con estimaciones de EL UNIVERSAL, el tricolor y su aliado el PVEM podrían llegar hasta 275 diputaciones.

De los seis estados en los que se renovó la gubernatura, el PRI llevaba ventaja en Nuevo León, Querétaro, Campeche, Colima y San Luis Potosí. En Sonora los aspirantes priísta y panista se declararon triunfadores.

En el DF, el PRD disminuyó su posición de partido dominante al ganar sólo 12 de 16 de delegaciones y 28 de los 40 asientos de mayoría relativa de la Asamblea Legislativa.

El PAN retuvo las delegaciones Miguel Hidalgo y Benito Juárez, y recuperó Cuajimalpa. En la lucha por una diputación federal entre Gabriela Cuevas (PAN) y Guadalupe Loaeza (PRD), la primera va a la cabeza.

Del total de votos emitidos, 5.8% fueron considerados nulos, cifra superior al promedio de comicios anteriores. En el Distrito Federal, la cifra llegó a 10.8%.

En los estados de México, Jalisco y Morelos, donde sólo hubo renovación de Congreso y de alcaldías, el avance priísta fue notorio al arrebatar al PAN los municipios de Naucalpan, Guadalajara y Cuernavaca. En otros estados en los que sólo hubo elección intermedia, como Coahuila, el PRI también barrió.

En un mensaje al conocerse los primeros resultados, el presidente Felipe Calderón convocó a los que serán nuevos legisladores y con quienes tendrá que trabajar el resto de su administración, a buscar acuerdos y dejar atrás las diferencias políticas de la jornada electoral.

La presidenta nacional del PRI, Beatriz Paredes Rangel, dijo que las elecciones demostraron que México es un país que descarta la descalificación como método para hacer política.

El líder panista, Germán Martínez, reconoció la delantera priísta y felicitó al partido por alcanzar la “primera minoría” en la Cámara de Diputados. Dijo que la derrota se debió al traslado de votos del PRD al PRI.

En alusión al ex candidato presidencial Andrés Manuel López Obrador, el dirigente del PRD, Jesús Ortega, advirtió que los perredistas que apoyaron a otros partidos políticos en el proceso electoral que culminó ayer quedan fuera del partido.

Con información del universal.com



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles