Weekly News

Acusan a Demjanjuk de crímenes de guerra

14 de julio de 2009.

MUNICH, ALEMANIA.- Fiscales alemanes acusaron ayer al presunto criminal de guerra nazi John Demjanjuk, deportado de Estados Unidos, de complicidad en 27,900 casos de asesinato.

La fiscalía de Munich hizo el anuncio en un comunicado. Se desconoce cuándo podría iniciar el juicio del jubilado de 89 años, ex empleado de una fábrica de automóviles en Estados Unidos.

Los fiscales le acusan de ser un guardián en el campo de exterminio nazi de Sobibor, en la Polonia ocupada. Demjanjuk fue deportado a Alemania desde Estados Unidos en mayo.

El acusado dice que era un soldado del Ejército Rojo que pasó la Segunda Guerra Mundial como prisionero de guerra nazi y que nunca le hizo daño a nadie.

Médicos despejaron el camino para la presentación de cargos formales hace unos días, al determinar que Demjanjuk se hallaba en condiciones de ser procesado, siempre y cuando las audiencias del tribunal no superen la hora y media de sesiones por día.

El tribunal debe decidir si acepta los cargos, generalmente una formalidad y si fija la fecha para un proceso. La vocera de la Corte, Margarete Noetzel, dijo que muy difícilmente el proceso inicie antes del otoño, esto es, en el último trimestre del año.

El sospechoso, nacido en Ucrania, dice que fue soldado del Ejército Rojo, que pasó la guerra como prisionero de guerra nazi y que nunca hirió a nadie, pero la documentación de la época obtenida por autoridades estadounidenses y compartida con la fiscalía alemana parece mostrar otra cosa.

Incluye una identificación con foto que lo señala como guardia en Sobibor. También dice que fue entrenado en una instalación para guardias nazis en Trawniki. Ambos sitios estaban en la Polonia ocupada.

La fiscalía muniquesa acusa al anciano de haber conducido en 1943 a miles de judíos a las cámaras de gas en el campo de exterminio nazi de Sobibor, en la Polonia ocupada. La principal prueba contra Demjanjuk ha sido este antiguo documento de identificación como personal al servicio de las SS con el número 1393, cuya autenticidad fue certificada por peritos policiales muniqueses.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles