Weekly News

SRE: Canadá rompió pláticas con México

16 de julio de 2009.

El Gobierno de Canadá rompió un proceso de diálogo con México que comenzó este año, y decidió de un momento a otro imponer las visas "afectando los intereses de muchos mexicanos" que requieren viajar a ese país, lo que ha generado descontento en el Gobierno, que considera que esta medida no soluciona en nada el acelerado aumento de las solicitudes de asilo en ese país, que motivó la exigencia del documento migratorio.

Así lo indicó en entrevista Carlos Rico Ferrat, subsecretario para América del Norte de la Secretaría de Relaciones Exteriores, quien expuso que el problema reside en la existencia de redes dedicadas al tráfico de personas que operan como agencias, y ofrecen a corto plazo regularizar la situación migratoria de quienes llegan a Canadá en vuelos específicos y que adquieren prácticamente en paquete estos servicios.

Señaló que otro factor es el largo proceso -de hasta dos años- que toma a las autoridades de ese país resolver una petición de refugio, por lo que una propuesta del Gobierno mexicano es agilizarlo, pues actualmente quien tramita el asilo durante todo ese tiempo recibe apoyo económico de las autoridades canadienses y se les permite permanecer en el país, lo que es utilizado por los "gestores" para garantizar a sus clientes la estancia en Canadá.

El subsecretario dejó en claro que "estamos muy poco contentos" pues ambos gobiernos estaban en un proceso de consulta y dos grupos de trabajo operativo estaban analizando cómo resolver el hecho de que tan sólo durante 2008 se presentaran nueve mil 700 peticiones de asilo -de las cuales 90% eran falsas-. Sin embargo, Canadá notificó de un día para otro que exigiría la visa, y por ello, la SRE sólo logró gestionar un periodo de 48 horas para que quienes estaban en tránsito pudieran ingresar a Canadá sin visa, pues las autoridades de ese país consideraron que un plazo mayor propiciaría que quienes pretendieran defraudar el sistema de refugio ingresarían al país en ese lapso.

Rico Ferrat descartó de momento que México a su vez tome medidas como exigir la visa en reciprocidad, aunque dijo que se podría pedir para los pasaportes diplomáticos y oficiales, pero "el Gobierno no tomará ninguna medida que afecte nuestros intereses, al considerar que un millón 300 mil turistas canadienses viajan a nuestro país".

Reveló que tan sólo durante el miércoles pasado Canadá entregó 400 visas, pero sólo esta semana flexibilizó los requisitos como la entrega de documentos en inglés o francés, así como la entrega de cartas de no antecedentes penales, que era imposible que la gente tuviera en horas, pero se buscará seguir las consultas para que ese país reconsidere su decisión; pues en lugar de gastar los millones de dólares para tramitar este documento se podría actuar contra las redes de tráfico de personas y eficientar su sistema de asilo.

PEDIRÁN PRÓRROGA DE 45 DÍAS A CANADÁ

El pleno de la Comisión permanente del Congreso de la Unión lamentó la decisión del Gobierno de Canadá de solicitar visa a los connacionales que viajen a ese país y pidió al Gobierno mexicano analizar con su similar la posibilidad de establecer un sistema de visas entre ambos países.

En un punto de acuerdo aprobado, en que se lamenta la medida, el Congreso mexicano solicitó al Gobierno Federal que pida una prórroga de 45 días a los canadienses para echar andar la medida.

El resolutivo también incluye pedir a la Cancillería mexicana informes sobre el impacto que tendrá esta medida en el programa de trabajo temporal.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles