Weekly News

La opinión de:
Sergio Armendáriz
* La llaga

20 de julio de 2009.

Con singular agrado puedo observar que se avanza en las posibilidades de conciencia e inteligencia para comprender y consecuentemente intervenir en el problema mayúsculo desatado por la criminalidad organizada en nuestra sociedad. En ese sentido, en entrevista publicada ayer por El Diario, cuyo protagonista es el especialista Edgardo Buscaglia del ITAM, se puede leer con claridad las clave de permanencia y consolidación del delito que amenaza con corroer definitivamente a la totalidad de la República.

Al requerírsele en lo tocante a los circuitos financieros que dotan de impresionante poder a la estructura de la criminalidad organizada en México, Buscaglia menciona que “...Cuando por omisión o porque estás arrastrando los pies no estás implementando las mejores prácticas internacionales que la banca de la Unión Europea está aplicando de manera efectiva, pues no hay duda de que (quiérase o no) se está siendo cómplice de una situación catastrófica de delincuencia organizada y de corrupción política que le cuesta al país miles de muertos al año y deriva en una ingobernabilidad que ya parece irreversible...”

De la misma manera refiere la necesidad de encuadrar en verdadera acción coordinada a los mapas financieros que permitan rastrear con toda efectividad a las cuantiosas sumas que se implican en las operaciones de blanqueo o lavado de dinero, es así que “...Ahí están los registros públicos de la propiedad mercantil, que contienen una mina de oro donde se puede comenzar a implementar lo que se llama una ‘minería de datos’ para poder vincular patrimonios con testaferros, patrimonios con personajes políticos o accionistas que están ligados a la delincuencia organizada...”

El investigador sostiene que es difícil saber a cuánto ascienden las ganancias anuales generadas por el tráfico de drogas, pero, con base en la información que posee sobre el modus operandi de los cárteles, él calcula que el 78% de los sectores económicos del país están infiltrados. Sí, prácticamente el 80% de la actividad económica del país se encuentra penetrada por los dineros sucios de la mafia organizada que le habita y a la vez lo depreda, es decir, casi nada escapa a la in fluencia corruptora de un poder que se enseñorea en la manipulación de una nación que se convierte en pelele multitudinario de intereses nada santos. A través del análisis de expedientes judiciales se observa que, en la implementación práctica de instrumentos antimafia, México cumple sólo con el 64% de las cláusulas de la Convención de Palermo y con el 23% de las de la Convención de Mérida contra la Corrupción. A diferencia de México, Colombia ha alcanzado a implementar un 100% de las cláusulas de ambas convenciones de la ONU en sus instrumentos jurídicos e implementan activamente el 94% de ellos.”

Buscaglia concluye que hace falta voluntad política y, en mayor medida, compromiso con el país. Si no se implementan estas y otras medidas, México puede ser devorado por el crimen junto con todo su sistema político infiltrado; y algo peor: el país seguirá exportando violencia e ingobernabilidad al resto del mundo. En parecido orden de ideas, en los pasados días del 20 al 30 de Junio se realizó una gira por Roma, Palermo y Calabria, auspiciada por diversas organizaciones sociales y de estado, a la cual asistieron un grupo de procuradores y subprocuradores de justicia – entre estos Alejandro Pariente de Cd. Juárez- con el trascendente propósito de recibir el análisis de contenido de un estudio aplicado al esquema “camaleónico y plurifuncional” que el crimen organizado ha adoptado recientemente en su guerra en México.

El mencionado estudio fue realizado por ministros e investigadores italianos que, entre otras cosas, refieren la creación de entidades tales como la Dirección Nacional Antimafia, la Policía Financiera y la Fiscalía Nacional Antimafia, surgidas en la década del 90 del siglo pasado. Para evitar el brutal y desgastante plomo y fuego, la inteligencia antimafia italiana ha centrado su accionar estratégico precisamente en los mapas patrimoniales y financieros de los grandes capitales mafiosos, siendo apoyada por un espíritu social antimafioso que ha ido arrinconando a semejante parasitario poder.

Deben las autoridades que acudieron a tal capacitación, difundir por variados medios los pormenores de la misma. El dedo en la llaga.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles