Weekly News

El Ejército no se retira de la ciudad porque policías aún no están listas

20 de septiembre de 2009.

Pese a que el pasado 15 de septiembre se anunció el retiro de las calles de los elementos del Ejército Mexicano e incluso se realizó una ceremonia para despedirlos, sin embargo ahora se confirma que continuarán patrullando porque los policías de la ciudad aún no están preparados del todo, y por ello el Ejército seguirá en la calles de la entidad, reconocieron autoridades de los gobiernos federal, estatal y municipal.

En esta entidad ninguna corporación policiaca municipal ha sido saneada a plenitud, los agentes todavía son incapaces de cumplir con sus tareas, por ello el Ejército seguirá en la calles.

“El Ejército no se va de Chihuahua y no se va de Juárez. No se va del estado; simplemente dejará de hacer las funciones a su tiempo”, declaró el gobernador José Reyes Baeza Terrazas sobre la posible “salida” de los militares anunciada desde principios de año para mediados de este mes, pero diferida ante la falta de capacidad de las policías locales.

En tanto, organizaciones civiles y empresariales divergen sobre la tarea encomendada a las Fuerzas Armadas, que tienen que hacer las veces de cuerpos de seguridad pública.

“No se deben retirar de esta frontera, no es el momento”, expresó el presidente de Coparmex-Juárez, Carlos Chavira Rodríguez. “Por el contrario, en lugar de retirarse, los soldados deben mantenerse en esta localidad con una buena coordinación con todos los niveles de gobierno”, dijo.

En contraste, el área internacional del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro, sostuvo recientemente que el Operativo Conjunto Chihuahua, y por ende la llegada de casi 9 mil efectivos militares y federales, acarreó un repunte en las violaciones a las garantías en la entidad, particularmente por las arbitrariedades cometidas por los soldados en contra de civiles.

La organización, en voz de una de sus representantes, Erin Brewer, indicó que los lineamientos del Operativo Conjunto Chihuahua responden a la promoción de la militarización de la seguridad pública que Estados Unidos hace en México a través de la Iniciativa Mérida.

Sin fecha, el retiro de las tropas

El retiro de las Fuerzas Armadas de Chihuahua aún no tiene fecha, lo que es un hecho, es el reconocimiento de la administración local de que no puede “permitir” que se vayan: “Ninguna de las autoridades sabía las reales dimensiones del crimen organizado que se está combatiendo y en estos momentos no estamos listos para que se marche el Ejército”, reconoció el secretario de Seguridad Pública estatal, Víctor Valencia de los Santos.

Sin embargo, organizaciones de la sociedad civil censuran la estrategia emprendida por la Federación en contra el crimen organizado, particularmente en Ciudad Juárez.

“La presencia militar en tareas que corresponden a los civiles no es solamente un problema de violaciones aisladas, sino del diseño mismo del Ejército formado para responder a amenazas que difieren de aquellas a las que deben hacer las autoridades para contener el crimen y la comisión de delitos, porque el Ejército se mueve en una lógica bélica que no es la más adecuada para enfrentar a la delincuencia organizada”, señaló el director del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro, Luis Arriaga Valenzuela.

Gobernador fijará fecha para el cambio

De esta manera, se espera que al regreso del gobernador José Reyes Baeza Terrazas de su gira de trabajo por Europa, en la que se entrevistará con el papa Benedicto XVI, se fije una fecha definitiva para el “cambio” entre policía y militares.

“Hasta que evaluemos a todas las corporaciones, hasta que estén listos los elementos, entonces comenzaría la gradual reincorporación del Ejército a los cuarteles en Ciudad Juárez”, manifestó el titular del Ejecutivo estatal antes de su partida.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles