Weekly News

Sueltan deseos 2010

30 de diciembre de 2009.

Jorge Lavat mira con detenimiento un globo que se aleja rumbo al cielo al tiempo que toma del brazo a Norma Lazareno y con Cristina Obregón y Jorge Luis Moreno como testigos, le sonríe como lo hubiese hecho Chano a "La Sirenita", personajes a los que dan vida en la cinta El Estudiante.

Todos comparten sentimientos que han decidido depositar en esas esferas que se pierden en las nubes: el agradecimiento al casi un millón de espectadores que reconocieron su película en 2009 y el deseo de que sus vidas sean bendecidas del mismo modo en 2010.

"Los milagros sí existen. Yo lo tomo así. Después de haber tenido tantas caídas en la vida, en la profesión, tanto congelamiento, el que me haya llegado este proyecto cuando no lo imaginaba es un milagro. No puedo sino desearle lo mismo a la gente.

"Siempre he estado cerca del Señor. Sin ser mochilón, siempre rezo y le pido la oportunidad de poder seguir viendo el mundo, que es hermoso. Espero que todos hallen esa paz espiritual, que ésa sea también su fuerza para ser soñadores, idealistas y con metas", indica Lavat.

El ambiente que envuelve a los actores no podría ser mejor: están en el Centro Cultural Universitario, en CU, bajo un clima agradable y rodeados de algunos estudiantes que, curiosos, se acercan a saludarlos.

Chano está habituado a esa relación con los jóvenes, pues en la cinta es un hombre que decide entrar a la universidad pese a su edad avanzada y, con ello, demostrar, como él mismo dice, que el corazón no se cansa de aprender.

"Lo que más me ha sorprendido es ese amor que los jóvenes tienen al personaje, ese amor que me demuestran cuando voy por la calle. ¿Se imaginan lo que significa para mí que a los 76 años me detengan y me digan: 'Felicidades'?

"Hace poco, un chico de 17 años se me acercó en Cancún. Me dijo que gracias a la película había dejado las drogas, que ahora hacía poesía y quería que calificara sus textos. Yo tomé sus hojas y, más tarde, no pude evitar llorar", cuenta Lavat.

"La Sirenita" es la fiel esposa de Chano, pero también representa a cientos de mujeres que diariamente luchan junto a sus parejas para afrontar las adversidades. Lazareno dedica a ellas sus bendiciones de Año Nuevo.

"A pesar de que tenía sus hijos, 'La Sirenita' siempre vio como prioridad a su esposo. Creo que todas las mujeres buscamos en la vida un amor igual, y quienes lo tienen lo viven diariamente sin buscar nada a cambio. Les deseo salud, trabajo y armonía a todos los que aman así", comenta la actriz.

Carmen y Marcelo, personajes que interpretan Obregón y Moreno, respectivamente, aprenden del respeto que se tiene esta pareja, además de que gracias a ella ven la vida de otra forma. De hecho, ambos sueñan con tener algún día un amor como el de Chano y "La Sirenita".

"Mi deseo es que las metas se cumplan, no importa la edad o la situación en la que estés", afirma Obregón.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles