Weekly News

Cruz Roja Mexicana abre centros de acopio, para ayudar a Haití

13 de enero de 2010.

La Cruz Roja Mexicana (CRM) abrió sus instalaciones a partir de hoy con el objetivo de recolectar ayuda para los miles de damnificados que dejó el sismo de 7 grados Richter que ayer azotó a Haití.

Sin embargo, hasta las 15:00 horas, la institución no había recibido ningún donativo en su sede central ubicada en Juan Luis Vives número 200, esquina con Homero, colonia Los Morales Polanco.

Marco Antonio Franco Hernández, subcoordinador nacional de la CRM informó que se enviarán despensas vía marítima hasta Haití.

"Vamos a enviar seis mil despensas de ayuda de nuestro centro de distribución de Toluca al puerto de Veracruz, para que sean transportadas en barco, me imagino que de la Secretaría de Marina, al país de Haití.

"Así como se vaya recolectando se va a ir enviando ayuda, tomando en cuenta la logística interna de México", señaló.

Franco Hernández estimó que la poca respuesta de la poblaicón mexicana sobedece al poco tiempo en que se ha difundo la información o porque la gente está calculando con cuánto puede cooperar.

Detalló que La Cruz Roja Mexicana cuenta con 21 mil voluntarios que están alertados para organizar la ayuda que se reciba.

Informó que a las 20:00 horas un grupo de 20 especialistas en siniestros partirá a Haití a ayudar con las labores de rescate.

En cuanto a colecta de dinero dijo que lo que se recaude se entregará a la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y la Media Luna Roja para que los hagan llegar a la organización en Haití.

La cuenta bancaria para hacer aportaciones económicas a través de la Cruz Roja es 0404040406, sucursal 686 de Bancomer, con CLABE interbancaria 012180004040404062.

El centro de acopio quedó abierto en la Cruz Roja de Polanco y se irá extendiendo a otras delegaciones conforme se vaya incrementando la ayuda.

Explicó que por razones de transportación se requiere arroz en bolsa de uno o dos kilos, sopa de pasta, frijol, atún (preferentemente en agua), alimentos para bebé, cereales, galletas, fruta y verduras enlatadas y botellas de agua de un litro.

Además, se requieren medicamentos antidiarréicos como treda y lomotil; antibióticos, como avapena y virlix; analgésicos, como paracetamol, aspirnas y dolac; suero oral, vendas, gasas, cubrebocas y soluciones antisépticas, como isodine.

También artículos no alimentarios como platos, vasos, cucharas, lámparas con baterías, pañales, papel higénico, toallas sanitarias, jabón de baño, pasta y cepillos dentales. (eluniversal)



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles