Weekly News

Se unen líderes para explicar 'líos'

3 de febrero de 2010.

Los primeros ministros Benjamín Netanyahu, de Israel, y Silvio Berlusconi, de Italia, aunaron ayer sus esfuerzos para responder a la prensa, al verse cuestionados ambos en relación con sus respectivas esposas.

'¿Quizás debiéramos intercambiar la prensa de nuestros países?', le preguntó cínicamente Netanyahu a Berlusconi delante de los periodistas, al ser interrogado este último por un enviado italiano sobre 'qué reflejo le venía a la cabeza cuando oía la palabra esposa'. El líder italiano, que está en proceso de divorcio y en una lucha de propiedades con su aún mujer, prefirió eludir la pregunta con un par de chistes con su anfitrión, a lo que el primer ministro israelí le sugirió el intercambio.

Fue a la inversa cuando un periodista israelí le preguntó a Netanyahu por las intromisiones de su propia esposa en asuntos de Estado, a lo cual éste no respondió y Berlusconi salió en su ayuda diciendo: 'Veo que en este país también hay envenenadores de pozos'.

La mujer de Netanyahu se ve envuelta estos últimos meses en varios escándalos, el último de los cuales se dio a conocer ayer martes y sugiere que ella impidió el nombramiento de un alto diplomático para el cargo de embajador israelí en la ONU. El intercambio de chistes y pinchazos entre los dos líderes y los periodistas que acudieron a la rueda de prensa continuó varios minutos, hasta que Berlusconi sacó a relucir una moraleja para comunicar que no había llegado a Jerusalén para hablar de los rumores que le atribuyen en su país.

La rueda de prensa siguió a una reunión conjunta de los gobiernos israelí e italiano en Jerusalén, motivo central de la visita que inició el lunes el primer ministro italiano al frente de una multitudinaria delegación.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles