Weekly News

Ordena juez federal sellar el proceso de Osiel Cárdenas

27 de febrero de 2010.

La juez federal a cargo del recién concluido proceso contra el ex líder del cártel del Golfo, Osiel Cárdenas Guillén, ordenó sellar a perpetuidad una buena parte de los documentos interpuestos en la causa.

La decisión de ayer de la magistrada Hilda G. Tagle, podría impedir para siempre que se conozcan los detalles del acuerdo entre las autoridades estadunidenses y el capo mexicano.

Cárdenas Guillén aceptó declararse culpable de cinco cargos federales, a cambio de que se le desecharan otros 12 y se le sentenciara a 25 años de prisión, al pago de una multa de 100 mil dólares y a la confiscación de 50 millones de dólares.

El ex líder del cártel del Golfo evitó así un prolongado juicio en el que podría haber sido sentenciado a cadena perpetua, como le ocurrió a su antecesor al frente del cártel, el narcotraficante Juan García Ábrego.

Tagle ordenó sellar permanentemente los documentos, en respuesta a una segunda moción judicial interpuesta por el periódico The Houston Chronicle para que se hicieran públicos los procedimientos o en su caso se explicara porque se mantuvieron en secreto.

En la orden, la juez explicó que hacer público el procedimiento pondría en peligro la seguridad de Cárdenas Guillén y de otros, y argumentó que se difundiría también información personal del acusado.

Tagle si autorizó la difusión de algunas partes del procedimiento, en los casos en que la fiscalía y los abogados defensores estuvieron de acuerdo.

En las últimas semanas, el Houston Chronicle realizó múltiples intentos por documentar y dar a conocer el proceso judicial de uno de los principales narcotraficantes mexicanos, incluyendo dos mociones judiciales que le fueron rechazadas.

El periódico explicó que con su esfuerzo buscaba "proteger los derechos históricos del público para tener acceso a procedimientos y archivos criminales".

En una editorial ayer, el diario consideró "inaceptable" el tratamiento especial otorgado por las autoridades a Cárdenas Guillén, al procesarlo en secreto.

El rotativo criticó el haber mantenido el proceso judicial cerrado al escrutinio público y asumió que el delincuente, al que calificó como 'uno de los peores capos de la droga', no merecía ningún tratamiento especial







Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles