Weekly News

'Los premios los da el público'; Silvia Navarro

11 de marzo de 2010.

Silvia Navarro desmintió haber puesto como condición ser la ganadora de la categoría de Mejor Actriz para presentarse a los premios TVyNovelas, como lo expresó Juan José Origel, organizador de la ceremonia, el lunes durante una cena para los nominados.

"Me sorprendió cuando me lo dijeron. Los premios los da el público y uno no puede exigir nada. Es totalmente falso", aseguró la actriz en entrevista telefónica.

Explicó que los organizadores del evento se comunicaron a la oficina de su management para hacerle la invitación a la premiación; sin embargo, la respuesta fue negativa ya que Silvia tenía funciones de la obra Todos Eran Mis Hijos en el Teatro Helénico.

"Me sorprendió cuando me lo dijeron. Los premios los da el público y uno no puede exigir nada. Es totalmente falso", aseguró la actriz en entrevista telefónica. "Me sorprendió cuando me lo dijeron. Los premios los da el público y uno no puede exigir nada. Es totalmente falso", aseguró la actriz en entrevista telefónica.

Explicó que los organizadores del evento se comunicaron a la oficina de su management para hacerle la invitación a la premiación; sin embargo, la respuesta fue negativa ya que Silvia tenía funciones de la obra Todos Eran Mis Hijos en el Teatro Helénico.

"Lo que menos me interesa es estar metida en ese tipo de problemas o chismes. Yo procuro hacer mi trabajo y que la gente lo valore y lo reconozca, pero, evidentemente, no voy a exigir nada, me parece arriesgado hacer comentarios de ese tipo", dijo.

Aunque la actriz conoce a Juan José Origel desde que se unió a las filas de Televisión Azteca, afirmó que su trato con él sólo es de trabajo.

"Me traté de comunicar con él (Juan José Origel) porque este tipo de declaraciones son muy desagradables, te ponen muy mal frente a la gente, y, sobre todo, siendo mentira. Pero no he podido platicar con él", señaló.

Luego de trabajar durante 10 años en TV Azteca, Silvia dejó la televisora del Ajusco para incursionar en los melodramas de Televisa, donde protagonizó, en 2009, Mañana es Para Siempre.

Navarro manifestó que no le preocupa ni le quita el sueño estar fuera de los galardones que otorga la revista, pues lo que le interesa es complacer a su público.

"Pasé 10 años en Televisión Azteca haciendo telenovelas, y nunca estuvimos nominados. Nunca han sido una parte que me mueva o que me quite el sueño, yo pienso que lo importante es trabajar, disfrutar lo que haces y eso ya es ganancia", expresó.

Aseguró que aún está lejano su regreso a la pantalla chica ya que en estos momentos de su carrera está enfocada en la obra Todos Eran Mis Hijos, en la que comparte escenario con Diana Bracho y Fernando Luján.

"Tenía ganas de tener más tiempo para trabajar en teatro, para hacer cine y tomar cursos. Si veo un personaje que me enamore y que me guste, y no necesariamente tiene que ser el protagónico, lo voy a hacer".

Explicó que los organizadores del evento se comunicaron a la oficina de su management para hacerle la invitación a la premiación; sin embargo, la respuesta fue negativa ya que Silvia tenía funciones de la obra Todos Eran Mis Hijos en el Teatro Helénico.

"Lo que menos me interesa es estar metida en ese tipo de problemas o chismes. Yo procuro hacer mi trabajo y que la gente lo valore y lo reconozca, pero, evidentemente, no voy a exigir nada, me parece arriesgado hacer comentarios de ese tipo", dijo.

Aunque la actriz conoce a Juan José Origel desde que se unió a las filas de Televisión Azteca, afirmó que su trato con él sólo es de trabajo.

"Me traté de comunicar con él (Juan José Origel) porque este tipo de declaraciones son muy desagradables, te ponen muy mal frente a la gente, y, sobre todo, siendo mentira. Pero no he podido platicar con él", señaló.

Luego de trabajar durante 10 años en TV Azteca, Silvia dejó la televisora del Ajusco para incursionar en los melodramas de Televisa, donde protagonizó, en 2009, Mañana es Para Siempre.

Navarro manifestó que no le preocupa ni le quita el sueño estar fuera de los galardones que otorga la revista, pues lo que le interesa es complacer a su público.

"Pasé 10 años en Televisión Azteca haciendo telenovelas, y nunca estuvimos nominados. Nunca han sido una parte que me mueva o que me quite el sueño, yo pienso que lo importante es trabajar, disfrutar lo que haces y eso ya es ganancia", expresó. Aseguró que aún está lejano su regreso a la pantalla chica ya que en estos momentos de su carrera está enfocada en la obra Todos Eran Mis Hijos, en la que comparte escenario con Diana Bracho y Fernando Luján. "Tenía ganas de tener más tiempo para trabajar en teatro, para hacer cine y tomar cursos. Si veo un personaje que me enamore y que me guste, y no necesariamente tiene que ser el protagónico, lo voy a hacer". "Lo que menos me interesa es estar metida en ese tipo de problemas o chismes. Yo procuro hacer mi trabajo y que la gente lo valore y lo reconozca, pero, evidentemente, no voy a exigir nada, me parece arriesgado hacer comentarios de ese tipo", dijo. Aunque la actriz conoce a Juan José Origel desde que se unió a las filas de Televisión Azteca, afirmó que su trato con él sólo es de trabajo. "Me traté de comunicar con él (Juan José Origel) porque este tipo de declaraciones son muy desagradables, te ponen muy mal frente a la gente, y, sobre todo, siendo mentira. Pero no he podido platicar con él", señaló. Luego de trabajar durante 10 años en TV Azteca, Silvia dejó la televisora del Ajusco para incursionar en los melodramas de Televisa, donde protagonizó, en 2009, Mañana es Para Siempre. Navarro manifestó que no le preocupa ni le quita el sueño estar fuera de los galardones que otorga la revista, pues lo que le interesa es complacer a su público. "Pasé 10 años en Televisión Azteca haciendo telenovelas, y nunca estuvimos nominados. Nunca han sido una parte que me mueva o que me quite el sueño, yo pienso que lo importante es trabajar, disfrutar lo que haces y eso ya es ganancia", expresó. Aseguró que aún está lejano su regreso a la pantalla chica ya que en estos momentos de su carrera está enfocada en la obra Todos Eran Mis Hijos, en la que comparte escenario con Diana Bracho y Fernando Luján. "Tenía ganas de tener más tiempo para trabajar en teatro, para hacer cine y tomar cursos. Si veo un personaje que me enamore y que me guste, y no necesariamente tiene que ser el protagónico, lo voy a hacer".



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles