Weekly News

Problemas de Toyota afectan a Delphi en Juárez y Parral

15 de marzo de 2010.

Los problemas de la industria automotriz continúan, al incorporarse más automotrices a los llamados a revisión de unidades con posibles fallas. La situación, a la cual se sumó ayer General Motors de México, afecta también a proveedores instalados en el país, particularmente de Toyota, armadora que dejó de producir y vender varios modelos de vehículos en Estados Unidos.

Esa situación propició que Delphi, por ejemplo, viera afectadas las operaciones de dos de sus plantas en México.

Una de ellas se localiza en Parral, Chihuahua, en la cual laboran 900 empleados y obreros.

Igual sucedió con su planta ubicada en Ciudad Juárez, donde trabajan 480 empleados y obreros. Ambas surten arneses y piezas para Toyota, principalmente para los modelos Corolla, Camry, Matrix, Tundra y Highlander.

En ambas fábricas los obreros y empleados pararon sus labores cotidianas durante una semana completa, indicó la empresa. Para ello se hizo un convenio para que recibieran el 50 por ciento de sus salarios, pero el 100 por ciento de sus bonos y prestaciones.

No sucedió lo mismo, sin embargo, con la planta de Toyota ubicada en Tecate, Baja California, donde se produce la pick-up, un vehículo que no resultó afectado por el llamado de la automotriz para reparar una falla en el pedal de aceleración.

Ángel Vieyra, gerente corporativo y de administración de Toyota Motor Manufacturing de Baja California, dijo en entrevista que este año no han parado actividades -dada la percepción en algunos consumidores sobre las fallas en vehículos Toyota que se ha reflejado en menores ventas-, a diferencia de lo que sucedió en abril de 2009, cuando tuvieron alrededor de 15 días de paros técnicos, a consecuencia de la crisis económica global.

Esa planta produce 210 camionetas pick-up del modelo Tacoma al día, y tiene 780 empleados, con una capacidad para fabricar 50 mil unidades al año, de las cuales el 90 por ciento se destina a los mercados internacionales, y el resto se queda para el consumo nacional.

También se producen ahí 120 mil cajas de camionetas pick-up para la exportación, y otras 50 mil se incorporan a las camionetas que se arman en esta planta. Para eso la planta productora tiene varios proveedores en Tijuana, Baja California: Kiomex, que fabrica partes plásticas; Continental Electrical Plastic de México, que ayuda a la producción de las cajas para las pick-up; PCI, que fabrica los tubos de los conductos de la gasolina; Toyota Tsucho, ensamble de ruedas; Camex, de recubrimientos de toldos; Panasonic, sistemas de radio; Autolif, bolsas de aire, y Delphi, entre otros.

“Probablemente algunas de ellas sí se vieron afectadas con el recall, ya que surten de piezas para otras fábricas de Toyota en Estados Unidos”, dijo Vieyra.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles