Weekly News

Mueren doce personas por nuevos atentados en Rusia

1 de abril de 2010.

Dos nuevos atentados suicidas con explosivos en la provincia meridional de Dagestán mataron a 12 personas, informaron las autoridades, y el primer ministro Vladimir Putin dijo que los responsables podrían ser los mismos milicianos que atacaron el metro de Moscú.

"No descarto que se trate de la misma pandilla", dijo Putin en una reunión de gabinete según las agencias informativas rusas.

Los ataques son sucesos casi cotidianos en Dagestán, Chechenia e Ingushetia, provincias de la región del Cáucaso Norte donde una insurgencia separatista islámica combate al Gobierno.

En un video difundido por internet, Doku Umarov, quien encabeza a milicianos islámicos en Chechenia y otras regiones en el Norte del Cáucaso, en Rusia, afirmó que los dos atentados del lunes en Moscú fueron en venganza por la muerte de civiles a manos de las fuerzas de seguridad rusas.

El mensaje de Umarov siguió a la promesa de Putin de "sacar de las cloacas" a los autores de los atentados que dejaron 39 muertos y decenas de heridos durante la hora de mayor afluencia en el Metro de Moscú. Los atentados fueron perpetrados por dos mujeres suicidas.

El presidente de Rusia, Dmitry Medvedev, describió los nuevos estallidos "como eslabones de la misma cadena".

Umarov dijo que los propios rusos son culpables de los atentados debido a que fingen ignorar la matanza de civiles por parte de las fuerzas de seguridad rusas en el Cáucaso y advirtió de ulteriores ataques.

"Les prometo que la guerra llegará a sus calles y la sentirán en sus vidas, en la piel", dijo Umarov en video difundido en kavkazcenter.com, un sitio de Internet que los rebeldes utilizan para la difusión de sus mensajes. Umarov aparece vestido con ropa militar.

Las autoridades de seguridad de Rusia se abstuvieron de comentar las declaraciones de Umarov. Tampoco hay manera de verificar la veracidad de que los atentados fueron cometidos por fuerzas rebeldes de Umarov.

El jefe de seguridad de Rusia había dicho que los atentados con bomba en el Metro habían sido efectuados por milicianos procedentes del Cáucaso.

Los ataques al Metro de Moscú, los primeros en la capital rusa en seis años, conmocionaron a un país habituado a que tales hechos de violencia sucedieran en el sur de su territorio.

El miércoles, un suicida detonó explosivos cuando la Policía intentó detener su auto en la población de Kizlyar, cerca de la frontera de Dagestán con Chechenia, dijo el ministro del Interior, Rashid Nurgaliyev, en declaraciones por televisión.

"La Policía siguió al auto y cuando estaba por alcanzarlo se produjo la explosión", dijo el funcionario.

Mientras policías y curiosos se congregaban en el lugar de la explosión, un segundo atacante suicida que vestía uniforme policial se acercó y detonó su carga explosiva que mató a varias personas incluido el jefe de la Policía, informó Nurgaliyev.

Entre los muertos había nueve policías y por lo menos 23 personas resultaron heridas, dijeron las autoridades. Una escuela y un cuartel de Policía vecinos sufrieron daños.

39

MUERTOS

Dejaron dos atentados el lunes pasado en el Metro.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles