Weekly News

Atacan y roban instalaciones de la ONU en Somalia

8 de abril de 2010.

Milicianos del grupo radial islámico Al Shabab, vinculado a Al Qaeda, atacaron y robaron hoy unas instalaciones de la ONU en el suroeste de Somalia, informaron a Efe fuentes de la organización internacional y autoridades locales.

El suceso se produjo en la localidad de Wajid, donde los insurgentes ocuparon las instalaciones y una pista de aviación de la ONU, según confirmó a Efe el comisario de la zona, Moalim Jiis Isak, quien no ofreció más detalles del suceso, ocurrido a las 7.30 hora local (04.30 GMT).

Por su parte, un empleado del servicio de seguridad de la ONU, que pidió que no se le identificara por motivos de seguridad, indicó a Efe que "los milicianos de Al Shabab tomaron hoy el control de las instalaciones de la ONU, desarmaron al personal de seguridad, y saquearon todo el equipamiento".

Según esta fuente, "al principio, los componentes de Al Shabab nos dijeron que querían investigar la oficina del Programa Alimentario Mundial (PAM) en las instalaciones, pero inmediatamente empezaron a saquearlo todo: Ordenadores, ayuda alimentaria, medicinas y muebles de oficina".

Al Shabab, que controla gran parte del territorio del centro y sur de Somalia, había robado previamente todos los vehículos de la ONU en las regiones somalíes de Bay y Bakol y saqueado las instalaciones de agencias de Naciones Unidas y de organizaciones humanitarias en esas regiones.

En febrero, Al Shabab prohibió al Programa Alimentario Mundial (PAM) y otras organizaciones de la ONU actuar en el país, y señaló que su actuación había paralizado la agricultura somalí.

El pasado lunes, Sheikh Ali Mohamud, portavoz de Al Shabab, dijo en Mogadiscio a los periodistas que su prohibición a la ONU para actuar en las zonas bajo su control había "mejorado la vida de la población" y acusó a las agencias de Naciones Unidas y organizaciones médicas y humanitaria de "actuar como espías".

Millones de personas precisan de ayuda humanitaria y alimentaria en Somalia, que sufre actualmente la mayor crisis humanitaria de su historia y que, además de casi dos décadas de incesante guerra civil, padece los efectos de una prolongada sequía que afecta a gran parte de África.

Las acciones de Al Shabab y sus ataques a trabajadores humanitarios han agravado la situación de al menos tres millones de personas en el país, según organismos internacionales.

Somalia carece de un Gobierno efectivo desde 1991, cuando fue derrocado el dictador Mohamed Siad Barre y vive desde entonces en un estado permanente de guerra entre el Gobierno Federal de Transición, apoyado por la comunidad internacional, señores de la guerra tribales y grupos radicales islámicos.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles