Weekly News

Las desventuras de los editores mexicanos

19 de abril de 2010.

En el México donde publican más de 220 editores que en 2008 produjeron más de 289 millones de ejemplares, la industria editorial atraviesa momentos de poca bonanza.

Cerró 2009 con un decremento en su producción del 9.5% respecto al año anterior y manifestó una reducción en ventas del 23.6%. Se trata de un panorama que poco se parece al que editores como Rafael Pérez Gay, Patricia Van Rhjin, Guillermo Quijas y Peggy Espinosa, alcanzaron a vislumbrar durante su encuentro con el modelo editorial de Quebec, en el marco del Salón Internacional del Libro.

Los altos costos de producción, en buena medida determinados por el incremento al papel que fue del 11.1%, respecto a 2008, con lo que fueron afectados 74% de los editores, sumado a la crisis económica y al decremento en el número de ejemplares comprados por el Estado para las Bibliotecas de Aula y Escolares, demuestran que publicar en México no es fácil; más aún cuando el reglamento de la Ley de Fomento para la Lectura y el Libro está detenido y esperan que durante este mes de abril regrese al Ejecutivo para su aprobación final.

Teniendo como contexto el panorama mexicano del que da cuenta la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana (Caniem) en la Encuesta de percepción y expectativas del sector editorial de enero 2010, editores que acudieron a Quebec para conocer la experiencia editorial de esa provincia canadiense, fueron consultados para tratar de conocer cuáles estrategias del modelo quebequense pueden ser aplicadas a México o pueden comenzar a discutirse, como lo señala Rafael Pérez Gay, editor de Cal y Arena.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles