Weekly News

Dejan inundaciones 41 muertos en Brasil

23 de junio de 2010.

La crecida de los ríos Mundaú y Paraíba por las lluvias que castigan desde la semana pasada el Nordeste de Brasil dejó bajo las aguas una decena de ciudades de esa empobrecida región y al menos 41 muertos y 116,180 damnificados, según informaron fuentes oficiales.

"Es como si hubiese pasado un tsunami por esas ciudades", dijo un portavoz del Cuerpo de Bomberos del estado de Alagoas, el más afectado por las lluvias.

La tragedia puede ser mayor porque las autoridades buscan a 607 personas consideradas como desaparecidas, aunque este número, calculado a partir de las denuncias de familiares, fue calificado por los bomberos como "flexible", puesto que hay personas de las que se tiene noticia, pero no han hallado a sus parientes.

Las crecidas de los dos ríos dejaron entre viernes y sábado un rastro de destrucción en municipios de Alagoas, que hasta ahora siguen sin suministro de agua y energía eléctrica, y dependen de la ayuda de las autoridades.

El agua de los ríos, que ganó más fuerza con la ruptura de una represa, llegó a subir hasta 12 metros por encima de su nivel en algunos lugares y destruyó por completo al menos 17,000 viviendas.

En União dos Palmares, una ciudad con 62,000 habitantes, cerca de 9,000 tuvieron que abandonar sus viviendas y 500 no han podido ser contactados por sus familiares.

Las crecidas también castigaron con severidad ciudades como Branquinha, Santana do Mundaú, Atalaia, Paulo Jacinto, Jacuípe, Murici y Quebrangulo, en las que las aguas destruyeron numerosas viviendas y puentes, y dejaron las calles cubiertas de lama, basura y escombros.

La Presidencia de la República informó que liberó 100 millones de reales para atender a las ciudades afectadas y que la mitad de esos recursos será enviada esta semana.

SUMAN 199 MUERTOS POR LLUVIAS EN CHINA Por otro lado, las lluvias también afectan a China desde hace días y la cifra oficial de muertos ascendió a 199.

Además, los aguaceros desbordaron un dique en el Sur de China, obligando a 88,000 personas a abandonar sus hogares y haciendo que los líderes del país llamasen a acelerar las operaciones de rescate.

Las aguas rebasaron el dique de Changkai, en el río Fu, en la provincia de Jiangxi, el lunes por la noche, forzando a los residentes a escapar a la vecina ciudad de Fuzhu, dijo la agencia noticiosa oficial Xinhua. No se han reportado víctimas.

Una serie de tormentas ha azotado el Sur de China por más de una semana, dejando 123 desaparecidos, al tiempo que aludes han interrumpido el transporte y ríos y embalses se han desbordado, dijo Xinhua.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles