Weekly News

Traficaba 'la Barbie' una tonelada de cocaína al mes en todo México

31 de agosto de 2010.

El narcotraficante estadounidense de 37 años Edgar Valdez Villarreal, alias La Barbie, detenido ayer junto a seis personas, traficaba una tonelada de cocaína al mes y se inició en la delincuencia a los 19 años, informó hoy la Policía Federal (PF).

Un sonriente pero silencioso Valdez fue presentado esta mañana a la prensa vestido con una camisa deportiva de jugador de polo y entre fuertes medidas de seguridad, mientras el comisionado de la PF, Facundo Rosas, daba detalles sobre su detención y su historial criminal.

El narcotraficante, uno de los más buscados de México y al que se le atribuyen "decenas" de homicidios, fue detenido ayer en un paraje del poblado de Salazar, en los límites entre el Estado de México y el Distrito Federal, cuando el capo se trasladaba a una "finca rústica" en las inmediaciones del bosque de la Marquesa.

Rosas reveló que en "las diversas etapas de esta investigación se contó con el intercambio de información de diferentes agencias de Estados Unidos y de las secretarías de la Defensa Nacional y de Marina, así como de la Procuraduría General de la República (PGR)".

En el lugar de la captura, La Barbie, apodado así por su buen semblante, contaba con un grupo de apoyo para su seguridad que de poco le sirvió, debido a que en la zona las comunicaciones por teléfono celular son defectuosas y nadie le pudo avisar que los agentes federales esperaban su arribo.

La detención se logró sin realizar un solo disparo, en un operativo "quirúrgico", según las autoridades.

El grupo de fuerzas especiales de la PF que llevó a cabo la operación "está altamente capacitado para incursionar en diversos tipos de terreno, así como en el manejo de todo tipo de armamento" , y fue adiestrado en México y en el extranjero, explicó Rosas.

Junto a La Barbie, de 37 años y originario de Laredo, Texas (Estados Unidos) fueron detenidos cuatro hombres y dos mujeres identificados como Juan Antonio López Reyes, de 26 años; Mauricio López Reyes, de 25; Arturo Iván Arroyo Salas, de 26; Jorge Valentín Landa Coronado, de 28; Marisela Reyes Lozada, de 40, y Maritzel López Reyes, de 18.

Todos los capturados "colaboraban de alguna forma" con el narcotraficante, algunos son "personas muy cercanas" y otros "parientes" del presunto delincuente, aunque todavía se está corroborando su relación, señaló el funcionario.

A los sospechosos se les decomisaron dos fusiles, uno de ellos con lanzagranadas, nueve paquetes de cocaína, equipo de cómputo y comunicación y tres automóviles.

De acuerdo con la Policía Federal, la organización criminal de Valdez tenía presencia en los estados de México, Morelos, Nuevo León, Tamaulipas, Quintana Roo y el Distrito Federal.

Rosas indicó que todavía no se ha determinado si La Barbie será extraditado a Estados Unidos y que por el momento quedará a disposición de la PGR.

A juicio del funcionario, es posible que tras la captura del narcotraficante "haya algún reacomodo y reacción" por parte de su organización criminal, pero "sin duda al final del día habrá una disminución sensible" de la violencia.

Además, refirió que no es claro aún quién relevará a Valdez como líder de su estructura criminal.

La Barbie era el jefe de sicarios del capo Arturo Beltrán Leyva, alias El Barbas, antiguo líder de la organización de los hermanos Beltrán Leyva, quien murió en un tiroteo con soldados de la Marina en la ciudad de Cuernavaca en diciembre pasado.

Tras la caída de Arturo Beltrán Leyva, Valdez lideró una insurrección interna para tomar el control del cártel, lo que lo enfrentó en una guerra a muerte con Héctor Beltrán Leyva, El H, quien tomó las riendas de ese grupo criminal.

En los últimos meses, la lucha entre esas dos facciones ha dejado decenas de cadáveres, muchos de ellos decapitados y desmembrados, principalmente en los estados de Guerrero y Morelos.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles