Weekly News

Águila fugitiva regresa al museo de las Aves

22 de octubre de 2010.

Saltillo, Coahuila.- Tras algunos días de haber escapado, "Eros", el águila cola roja del Museo de las Aves, decidió regresar a sus ataduras, débil y delgada.

Según responsables del Museo de las Aves, el águila regresó cuatro días después de que escapó de las instalaciones tras romper las amarras de cuero cuando niños le arrojaban botellas de refresco.

El águila cola roja fue captada el pasado martes 12 en el Mirador de Saltillo; un día antes había escapado de los jardines del Museo.

Samuel López de Aquino, biólogo del Museo de las Aves, dijo que el ejemplar duró cuatro días fugitivo.

“Realmente lo que la hizo volver a nosotros fue que no pudo conseguir alimento por sí misma, de manera fácil, entonces aprovechando esa situación fue que la recuperamos y le dimos de comer, se observó si no tenía ningún daño y afortunadamente no tenía ningún daño físico y ya está otra vez con nosotros”.

Comentó que el águila llegó y se posó en un árbol hasta donde se acercó un taxidermista y la atrajo con comida.

López de Aquino explicó que el taxidermista fue el que la capturó con una trampa en la que la que el águila pisa un pistón y se activa una puerta para que no salga.

“Entonces pusimos la carne hacia el interior, que es lo que quería, se metió y se cerró la puerta, ya después se hizo la revisión y está bien el ejemplar”.

El águila cola roja tiene tres años de haber llegado al Museo de las Aves por medio de una donación, tiempo durante el cual le han dado de comer animales vivos para que no perdiera el instinto cazador pues se pretende su reintroducción.

Al biólogo del Museo de las Aves se le preguntó si la estrategia había fallado pues el águila no pudo cazar nada, y respondió que el programa tendrá que ser reforzado pero que cuando el águila escapó el proceso no estaba concluido.

En los jardines del Museo, donde se encuentran las águilas, hay un letrero que indica que ninguno de los ejemplares existentes ahí puede ser liberado.

López de Aquino informó que el Museo cuenta con 16 águilas vivas y de todas sólo la que escapó está considerada para ser reintroducida a su hábitat natural.

“Vamos a trabajar más, quizás a volarla un poco más de manera controlada y sí asegurarle que si se va pueda hacer su vida”.

El biólogo del Museo dijo que controlarán más las visitas a los jardines donde están las águilas para evitar el estrés de las especies y notificarán a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente, Profepa, que el águila regresó.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles