Weekly News

Gustavo Madero, nuevo presidente nacional del PAN

5 de diciembre de 2010.

El senador Gustavo Madero rindió protesta ayer como nuevo presidente nacional del PAN, luego de una elección sorpresiva, por la declinación de tres de los aspirantes, entre ellos Roberto Gil Zuarth, después de la primera ronda.

En su primera conferencia de prensa, el elegido aseguró que trabajará para consolidar en 2012 el tercer sexenio panista y que apoyará las alianzas con otros partidos, "siempre y cuando se garantice un beneficio para la ciudadanía y Acción Nacional se fortalezca".

Pidió no temerle al PRI, "porque es bueno para las encuestas, pero malo para las elecciones".

Adelantó que será colaborador y defensor del gobierno de Felipe Calderón y reveló que apenas quedó definida su designación, el jefe del Ejecutivo le habló para felicitarlo y compartirle una frase: "En el año del Bicentenario, un Madero que defiende la democracia es un buen augurio".

La referencia provocó vivas entre los panistas reunidos en las instalaciones del CEN, quienes para entonces parecían haber vencido al fantasma de la división, que peregrinó durante toda la jornada.

Incluso, para festejar, se dispuso de una banda pintoresca, que dedicó música de tambora al ganador y melodías de Chihuahua, su tierra.

Los resultados de la primera ronda de votaciones marcaron el devenir del proceso, porque Madero y Gil acapararon el apoyo de la mayoría de los 367 consejeros asistentes a la reunión de Consejo Nacional. Así pues, quedó eliminada la senadora Blanca Judith Díaz (con 14 votos), mientras que el diputado Francisco Ramírez Acuña (con 45 votos) y la ex comisionada de migración Cecilia Romero (con 57) optaron por retirarse.

En ese primer filtro, Madero obtuvo 129 sufragios y Gil 122. Cuando se alistaba la segunda ronda, con el objetivo de que alguno de los dos participantes obtuviera dos terceras partes de las papeletas posibles, el ex subsecretario de Gobernación subió a la tribuna para anunciar que abandonaba la contienda.

Durante la campaña, Díaz, Ramírez Acuña y Romero se mantuvieron distantes de Gil; era previsible que quienes los habían respaldado terminaran por arropar a Madero.

Sin rivales, y para cerrar el protocolo, se diseñó una segunda ronda en la que, a mano alzada, los consejeros ratificaron a Madero. No hubo abstenciones ni voces en contra.

"Los calderonistas y todos los panistas llegamos en absoluta y rotunda unidad…, salimos como un solo hombre", expresó Madero.

Añadió que se conducirá con un perfil incluyente y conciliador y que propondrá que sus cuatro oponentes sean incluidos en la lista de 40 integrantes del Comité Ejecutivo Nacional, que deberá conformarse hoy.

"Quiero que estén los cuatro candidatos, cuentan con mi voto de confianza, aunque no he definido los puestos".

Informó que a principios del próximo año pedirá licencia como senador, para dedicarse de tiempo completo al partido; y en torno al caso Manuel Espino, señaló que será respetuoso de las decisiones institucionales.

Sobre el porqué de su declinación, Gil Zuarth explicó: "No lo hice en razón de alguna posición partidaria, era lo mejor para el PAN, que debía de salir unido, y por las otras declinaciones estaba obligado a darle al partido una dirigencia fuerte y unida".

Sin embargo, mostró interés en trabajar en actividades relacionadas con las próximas elecciones para gobernador y presidente de la República.

En la lista de consejeros ausentes, además de Calderón, sobresalieron Vicente Fox, Diego Fernández de Cevallos y Manuel Espino.





Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles