Weekly News

Familias, cómplices del crimen: Norberto Rivera

27 de diciembre de 2010.

México.- El cardenal Norberto Rivera Carrera alertó que las familias en México se deterioran porque se han vuelto cómplices, protectoras y promotoras del crimen, del delito y de la violencia. Además, de vivir con miedo, agresión, rencor, avaricia e intolerancia.

En su homilía de este domingo en la Catedral Metropolitana, dedicada a la Sagrada Familia, Rivera Carrera reconoció que “nosotros no podemos acabar con la delincuencia organizada, ni podemos acabar con la corrupción, o con las redes que comercian con los cuerpos de hombres, mujeres y niños. Pero si podemos oponernos a que esto suceda en nuestra familia”, pero sí levantar la voz y oponernos a este mal.

Agregó que la situación de un país refleja la de las familias, por eso lo que se hace a escala nacional no puede dejar de impactar en un plazo mayor o menor a lo que sucede en cada una de las familias.

Porque la familia puede ser referencia de lo moral, pero también promotora de lo inmoral, siempre ha sufrido deterioro, ataques y atentados, “no todo ha sido color de rosa” pero “a nosotros nos toca este momento especial donde muchas veces la familia es cómplice, protectora promotora inclusive de delitos”.

Llamó a los católicos a sacudirse el polvo de la mediocridad y gritar un “no estoy de acuerdo con el mal”, porque no se puede ser débil ante el crimen organizado.

Las fallas de la sociedad y de la familia, dijo, no aparecen de modo gratuito “las hemos abierto una a una” permitiendo que se pueda mentir con buena intención, se pueda robar con buena intención, se pueda asesinar inocentes y en algunas circunstancias vender los cuerpos.

Este domingo, puntualizó en su homilía que los padres o quienes tienen responsabilidad “no deben ceder a la tentación del mal”, por el contrario rescatar a las familias del sopor en el que se encuentran sumergidas en el materialismo, por el afán de tener el poder o por el ansia de no quedarse atrás en lo material.

- Claves

No esperar mucho

• En León, Guanajuato, el arzobispo José Martín Rábago, pidió a los fieles a que no sólo esperen la ayuda y resolución de los problemas del país, por parte de las autoridades.

• “Ciertamente podemos exigir mayor eficiencia de todos los que nos gobiernan, de quienes manejan la economía del país, de quienes deben cuidar nuestra seguridad”.

• Si no podemos esperar más de lo que nos ofrecen las autoridades políticas y económicas, pues nuestra vida se verá abocada a quedar pronto sin esperanza”, comentó el purpurado.

Por: Milenio.com



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles