Weekly News

Congreso pide informe a Semarnat sobre daños por incendios

21 de mayo de 2011.

Saltillo, Coahuila.- Ante la afectación derivada de incendios de poco más de 300 mil hectáreas en las sierras de Coahuila, el Congreso aprobó solicitar a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) que a través de la Comisión Nacional Forestal emita un reporte formal de la superficie afectada.

Durante a la sesión de la diputación permanente, se dio lectura a un punto de acuerdo presentado por el diputado Francisco Tobías en el que se planteó pedir a la Secretaría de Gobernación la revisión de las Reglas Generales del Fondo Nacional para Desastres Naturales para fortalecer los criterios que corresponden a incendios forestales.

El legislador consideró urgente se establezcan con claridad las formas para que posterior a los apoyos inmediatos se puedan canalizar recursos para coadyuvar a la restauración ecológica de las zonas afectadas y se apoye la reactivación de la economía que depende de estos recursos naturales.

“Estas zonas, aunadas a otras que también han sufrido incendios en otros municipios, pero no entraron en esta declaratoria, sufrieron daños invaluables, ya que ahí se llevan a cabo servicios ambientales irreemplazables como la absorción de dióxido de carbono, la producción de oxígeno, la recarga de acuíferos y albergaban una importante riqueza y diversidad biológica”, dijo.

Señaló que posterior a la Declaratoria de Desastre Natural, se pudo acceder a los recursos del Fondo de Desastres Naturales (Fonden) para tareas de mitigación y auxilio, siendo Coahuila el primer Estado a nivel nacional en acceder a este fondo a causa de incendios forestales.

Sin embargo, criticó que dentro del Fonden no se consideraron municipios que también resultaron afectados, pues consideró que las consecuencias e impacto de los incendios forestales no se acaban con apagar el fuego.

“Aunado a la gran pérdida de riqueza natural sufrida, también se encuentran las afectaciones de campesinos y propietarios de ranchos que se dedican al aprovechamiento de la vida silvestre a través de actividades extractivas, comerciales y cinegéticas; así como no extractivas como el turismo y la recreación”, dijo.

Francisco Tobías indicó que gran parte de la superficie siniestrada era fuente de empleo e ingreso para campesinos y propietarios; razón por la cual, ante este escenario se deben redoblar esfuerzos para hacer frente a las consecuencias e impactos ambientales, sociales y económicos que traen consigo los incendios forestales y considerar en el Fonden.

“No sólo apoyos inmediatos para combate sino también, recursos necesarios para coadyuvar a la restauración ecológica de las áreas afectadas y reactivación de la economía que dependía directamente de estos recursos naturales”, insistió.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles