Weekly News

La Opinión de:
Eduardo Borunda Escobedo
La toma de Ciudad Juárez, cien años después.

30 de mayo de 2011.

Este año y en concreto el mes de mayo representará para la historia de Ciudad Juárez, una oportunidad de oro por la reconquista de sus espacios públicos, el acercamiento del gobierno federal, estatal y municipal no tienen precedentes en la larga trayectoria de los movimientos sociales y políticos que nos han heredado las generaciones anteriores.

Con motivo de los cien años de la consumación de la revolución mexicana, la visita del primer mandatario federal, el presidente Felipe Calderón Hinojosa a esta frontera, se desplegó una serie de actos simbólicos y contundentes como la salida a las calles de los ciudadanos que se habían abstenido de ello durante largos meses y años que llevamos en este eventual estado de sitio autoimpuesto por los ciudadanos. En las noches previas a estos actos y en la del propio 21 de mayo, las calles de Juárez nuevamente fueron iluminadas con los faroles de los automóviles que circulaban ya entrada la noche. Cosa que ya no veíamos a diario en las principales avenidas.

La Casa de Adobe, reconstruida para estos festejos, será ya un punto de referencia para llevar a nuestros visitantes. En su paisaje podremos ver la unión de los tres estados fronterizos: Nuevo México, Texas y Chihuahua. Adornada por el Río Bravo, la construcción hace la remembranza de los revolucionarios que hace cien años luchaban por derrocar a un régimen político perpetuado en el poder y en donde los derechos políticos de los mexicanos no existían, el voto no contaba y la existencia de partidos políticos era combatida abiertamente y en contra de la voluntad ciudadana. La libertad de expresión era coartada bajo el encierro en prisiones y en cualquier intento de manifestación el ejército era usado para la represión política.

El monumento a Francisco Villa y Francisco I. Madero, componen parte del nuevo recorrido que por la periferia de la ciudad podrá admirarse. Pegado a las márgenes del Río Bravo, antes de llegar al lugar conocido como “El Cigarro”, el monumento es un recordatorio de donde nace la patria, también es un punto de referencia ya que da la cara frente a la ciudadanía, un monumento que mira al sur y abarca toda la extensión con su vista a una de las zonas más vulnerables de la localidad, pero ello, ese espacio representa un triunfo a la libertad.

La escenificación de la batalla de Juárez en el mero centro de la ciudad, entre la Francisco Villa o calle del Ferrocarril para llegar a la calle Noche Triste, por la Avenida 16 de Septiembre nos hace recordar tres momentos históricos del país: la derrota de Hernán Cortés, la Guerra de Independencia y por supuesto la Revolución Mexicana. En la esquina frontal, mirando al otro lado del río, la esquina de la calle Juárez y su Guerra de Reforma son testigos mudos de lo que ha pasado en la mejor frontera de México. La escenificación de la batalla, en medio de los reflectores que alumbraban el edifico que alberga el Museo de la Revolución de la Frontera con sus puertas abiertas, darán realce al recorrido de la revolución.

El desfile militar, presidido por el Comandante en Jefe de las fuerzas armadas de México, presidente Felipe Calderón Hinojosa, realzó la parada militar, ya que por primera vez tuvimos la oportunidad de que en Juárez hubiera un espacio para conmemorar el aniversario de la Toma de Ciudad Juárez. A cien años, los ideales de la Revolución Mexicana siguen vigentes, los anhelos de paz y libertad no se han ahogado, las circunstancias son otras pero las inquietudes de un mejor México permanecen.

En conclusión, la Toma de Ciudad Juárez que se llevó en estas tierras por parte de los revolucionarios, encabezados por Francisco I. Madero, Francisco Villa, Toribio Ortega, Pascual Orozco entre otros, nos ha permitido que como ciudadanos reconozcamos la labor valiente que ellos enfrentaron hace un siglo. Las circunstancias son otras, pero la nobleza del pueblo obliga a decir que son un ejemplo de nuestra juventud, el circuito revolucionario que se generó con las fiestas alusivas, nos dan la esperanza de decir si se puede rescatar el parque, si se puede rescatar los monumentos olvidados, si se puede salir a divertir sanamente, si se puede vivir en la Heroica Ciudad Juárez.



Descarga nuestra nueva App para iOS y Android



Comentarios



Publicidad

Compartir en redes sociales



Juarez independiente


 

Diseño de Aplicaciones Móviles